Menú
La prensa de un vistazo

Perplejidad ante la encuesta de 'ABC': "¿Qué nos pasa a los españoles?"

Después de la tormenta de la moción de censura llega la calma del aburrimiento.

Después de la tormenta de la moción de censura llega la calma del aburrimiento.
Sánchez y Feijóo. | David Mudarra

El Mundo

"Los barones del PSOE lamentan ir al 28-M "con el lastre de Podemos" en Moncloa". El mayor lastre del PSOE es Pedro Sánchez. "Y es que a mucha gente, la mayoría del PSOE, les hubiera gustado mucho que Pedro Sánchez pudiera destituir a personalidades políticas de Unidas Podemos que, en opinión de muchos socialistas, están causando daño al propio Gobierno de coalición en general y al PSOE en particular", dice Lucía Méndez. Pero Sánchez está relajado. En su inmensa soberbia Su Perdona "nunca ha compartido la alarma que le trasladan dirigentes y ministros socialistas. Supone que son unos exagerados y que los ciudadanos sabrán valorar su gestión como presidente y líder global, más allá de los líos de Unidas Podemos". Vive en su mundo de Narciso.

"La reducida crisis de Gobierno acometida por Pedro Sánchez certifica su dependencia fundamental de Podemos, pues ni siquiera ha podido relevar a las ministras más polémicas pese a su ineficiente gestión y a los ataques que Irene Montero y Ione Belarra vienen vertiendo en público contra el PSOE desde hace tiempo", dice el editorial. Ni ha podido ni ha querido. "La sensación es que el presidente ha concluido que proteger a las ministras de Podemos s protegerse a sí mismo". A Sánchez le da todo igual, tiene una gran confianza en sí mismo.

"Está claro: lo que une a Sánchez con Podemos y con el resto de socios de investidura es mantenerse en el poder. Aunque para ello se haga de la polarización social bandera, se legisle a golpe de doctrina y sin fundamento técnico y se erosionen las instituciones. Aunque para ello se desproteja el Estado de derecho". Eso está claro desde el principio de la legislatura, cuando eligió como socios a la ultraizquierda, los proetarras y los golpistas. No vamos ahora a rasgarnos las vestiduras.

Raúl del Pozo dice que "el presidente está en todas las partes, salta de un fuego a otro, y cada vez manda más y sin una manifestación callejera". Nada. Aquí solo se manifiesta la izquierda. "Pasa de las comparecencias con preguntas de los periodistas y está muy crecido. Dijo que si con tantos desastres se han sorteado las dificultades, qué harían con el viento a favor. Presumió de haber aprobado 200 leyes, tres presupuestos generales y todo ello con paz social. Pidió una nueva oportunidad". Nada la inmuta, cree que está por encima del bien y del mal. Lo bueno es que ya nadie, salvo por obligación, escucha las peroratas de Sánchez. La gente quita la tele cuando le ve.

Maite Rico se ocupa de lo que importa. "El caos administrativo de la Seguridad Social era una nebulosa difícil de cuantificar, pero ya se está traduciendo en titulares". "Sumergirse en la procelosa web, ya sea para una gestión en la Tesorería o en el INSS, es todo un desafío para la salud mental. Y luego está la solicitud de cita previa. La web te remite a un teléfono que a su vez te remite a la web. No es sorprendente que las citas se vendan y hasta se revendan como si fueran entradas para los toros. Es desolador ver a gente mayor en la puerta de las oficinas, pidiendo ayuda al vigilante de seguridad, que es el único ser humano que les va a escuchar y que tampoco puede hacer nada".

"El desastre se extiende al Ministerio del Interior. La Dirección General de Tráfico, por lo menos en Madrid, es otra pesadilla. Pero nada comparable con los trámites de Extranjería. En algunas ciudades hay ya mafias organizadas que acaparan las citas a los solicitantes de asilo. Por no hablar del Ministerio de Universidades. Tres años está tardando en convalidar los títulos académicos de miles de inmigrantes que no pueden ejercer su profesión". Y lo mismo en el SEPE de Yolanda Díaz. ¿Esto no merece salir a la calle?

El País

Nuevo ataque del medio sanchista a las empresas. "Las empresas se vuelcan en proteger sus beneficios y alimentan la espiral inflacionista en la zona euro". "Pedro Sánchez confirma una minicrisis de bajo perfil y promete repetir la coalición si gana las elecciones". Este tío es un cachondo o se ríe de nosotros. Que promete repetir la coalición. Hombre, esa promesa sobra, lo damos por descontado. Qué sinvergüenza.

"La comparecencia sin preguntas y sin prensa en La Moncloa, emitida a través de la señal institucional, en la que Sánchez ha anunciado los cambios, ha tenido, sin embargo, mucho contenido político". Fue un mitin, Cué. Este periodista se lo tragó con gusto. "El presidente no solo reivindica la coalición para esta legislatura, sino también para la siguiente. Y deja claro a todos que esa será su campaña: pedir un nuevo mandato para la coalición, plantear la disyuntiva a los ciudadanos entre dos coaliciones, la del PSOE con Unidas Podemos y la del PP con Vox". PSOE, Podemos, Bildu, ERC y todos los nacionalismos posibles. Al menos esta vez no engaña.

ABC

"El jefe jurídico de la fundación del caso Mediador denunció ya en 2020 contratos a dedo". Tito Berni, Tito Berni. "Pablo Iglesias aleja a Podemos de Yolanda Díaz y endurece el pulso". Postureo.

Isabel San Sebastián se quedado tan perpleja como yo. "¿Qué nos pasa a los españoles? ¿Cómo es posible que la mayoría prefiera ver en la Presidencia al hombre que ha colmado de beneficios a la peor escoria etarra, indultado a los sediciosos catalanes, legislado al dictado del independentismo, liberado a violadores y pederastas, okupado (con k) las instituciones, pervertido el Tribunal Constitucional, arruinado a millares de autónomos, secuestrado el Parlamento durante la pandemia y mirado hacia otro lado ante la corrupción de los suyos? No encuentro respuesta satisfactoria a estas preguntas. ". Yo creo que hay un error, Isabel. O la encuesta se hizo en un frenopático o el que ha hecho el cuenteo estaba fumado.

"Sánchez carece de escrúpulos, pero rezuma ambición. Su voraz apetito de poder es tan evidente que resulta contagioso. Eso debe de enardecer a los suyos, infundirles esperanza y entusiasmo. Frente a él, por el contrario, se sitúa un líder cuya templanza empieza a parecer indiferencia". Es que a algunos les va la marcha y temen que Feijóo imponga el sentido común.

"¿Ansía Feijóo la victoria con fuerza suficiente como para alcanzarla? A tenor de este sondeo, los españoles piensan que no. Porque heredar tras un desahucio no es lo mismo que conquistar. El candidato popular no puede fiarlo todo a que su adversario pierda. Si quiere hacerle probar el sabor de la derrota, debe salir a ganar". Isabel, se trata de echar a Sánchez, el cómo no importa.


La Razón

"Sánchez remodela el Gobierno con un perfil continuista hasta 2024". No ha remodelado nada, ha sustituido dos ministros de sus tropecientos mil ministerios.

Anson recuerda que "el PSOE sanchista gobierna aliado con la extrema izquierda, mantiene en la vicepresidencia a una mujer militante del Partido Comunista y cuida con especial esmero la alianza con el extremismo de los herederos políticos de ETA y con el de los ultraizquierdistas del secesionista ERC". Con los que dijo que no pensaba gobernar, eso tampoco hay que olvidarlo, el fraude electoral.

"¿A qué espera Alberto Núñez Feijóo para dar instrucciones a los cargos autonómicos y municipales de su partido y a los dirigentes del PP en toda España para que cada vez que hablen del PSOE sanchista insistan en su alianza real y actual, no futura, con la extrema izquierda, con el Partido Comunista, con los secesionistas catalanes de la ultraizquierda y con los bilduetarras? Hasta las ranas del estanque del Retiro deberían croar la alianza de Pedro Sánchez con los extremistas". Eso ya no está en manos de Feijóo, Anson, pero se hará lo que se pueda.

"Iglesias opera como líder en la sombra para "apartar" a Díaz". Iglesias sólo tiene una baza para influir en el tema de Yolanda. Romper la coalición y hacerle ver a Sánchez que está en sus manos. Sus alaridos en las redes y sus teles no inquietan a nadie.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro