Menú

Maduro confiesa que Chávez "intuía que era el final"

El presidente venezolano habla en una extensa entrevista sobre los momentos de Chávez en Cuba y sus últimos días de vida.

8
El presidente venezolano habla en una extensa entrevista sobre los momentos de Chávez en Cuba y sus últimos días de vida.

Aunque durante la campaña electoral previa a las elecciones presidenciales de octubre, todo el chavismo y el mismo Hugo Chávez señalaban que éste había superado el cáncer, lo cierto es que hasta su muerte el 5 de marzo de este año, las noticias y las apariciones públicas eran contadas y hasta nulas.

Ahora casi siete meses después, su sucesor Nicolás Maduro habla sobre esos momentos en una entrevista en la revista oficialista El Viejo Topo. Como era de esperar, el bolivariano resaltó la imagen de Chávez casi hasta niveles épicos, en especial cuando tuvo que enfrentar la campaña: "Él mismo nos dijo que se sentía como si un boxeador hubiera salido al ring amarrado de una mano (…) peleó con una sola mano y ganó ampliamente" aunque admitió que "es cierto que disminuyó su ritmo para atender y mantener la dinámica de la revolución bolivariana".

Sin embargo, recordó que después de ganar los comicios, "los dolores se incrementaron. Octubre y principios de noviembre fueron meses de muchos dolores y cuando se fue de Venezuela para someterse a un nuevo tratamiento, se descubrió que el tumor canceroso se le había reproducido en el mismo lugar". En ese momento, Chávez supo que se enfrentaba "al riesgo evidente de someterse por cuarta vez a una operación en el mismo lugar. Una operación con mucho riesgo, y él decide prepararlo todo por si acaso".

Según relata Nicolás Maduro en la entrevista, "eso fue para mí uno de los golpes más fuertes que recuerdo. Un golpe muy duro... saber que el comandante estaba en esas circunstancias... Creo que de algún modo me mandaba un mensaje para prepararme, para que yo no recibiera de repente el golpe, que pudiera digerirlo. Siempre era muy cuidadoso en todo. Y me mandó llamar".

Ya en Cuba, Maduro "conversó largamente" con Chávez, siendo testigo de la conversación su yerno Jorge Arreaza, quien "lo anotó todo". Según el actual presidente, "fue una conversación muy difícil, angustiosa, él seguía dándome instrucciones sobre muchas cosas. Se iba al futuro, me lo explicaba, y luego regresaba adonde estábamos. Yo casi no pude hablar, estaba muy impactado, era como una despedida". Entonces Chávez comenzó a preparar su sucesión: "Se fue para ser operado y en un momento dado de la operación casi se fue. El pueblo vivió aquello con mucho dolor", admitió.

En cuanto a los últimos días, apuntó que "pensamos que era un problema muscular, otras cosas se pensaron, hasta que llegó el momento del examen, cuando se descubrió lo que se creyó que era un tumor abscesado de fácil solución. Lamentablemente, después se comprobó que era un tumor canceroso muy grande, muy agresivo, que se había desarrollado en poco tiempo y que lo afectó mucho durante 2011 y 2012. En sus dos últimos años de vida, estuvo seriamente afectado por las operaciones, los dolores, los tratamientos".

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios