Menú

La ministra de Defensa: "Tenemos el Ejército que Azaña soñó hace 80 años"

Reconoce que aumentarán los ataques contra las tropas españolas en Afganistán. Dice que sólo hay cinco mil recursos contra la Ley de Carrera Militar.

0

Veinticuatro horas antes de que se cumpliese el trigésimo aniversario de la intentona golpista del 23-F, Carmen Chacón, hizo una de sus limitadas intervenciones públicas. La misma tuvo lugar en los desayunos informativos de Europa Press, donde presentada por la ex vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega, impartió la charla La transformación de las Fuerzas Armadas, un éxito democrático.

La titular de la cartera de Defensa señaló que Fuerzas Armadas han pasado de cometer hace treinta años –en alusión al 23-F– el acto que "mayor distanciamiento" ha creado entre los Ejércitos y la ciudadanía a ser ahora la institución del Estado "más valorada" por los propios ciudadanos. Esto se debería, según dijo, a siete hitos en la modernización de las FAS.

En estos hitos incluyó el proceso de reorganización, con una estructura de mando unificado y abandonando los criterios de despliegue territorial que, según dijo, "estaban más enfocados a la ocupación del territorio que a su defensa"; el ingreso en organizaciones internacionales como la OTAN; la profesionalización del Ejército en 1999, con el fin del servicio militar obligatorio; o la entrada de la mujer en las Fuerzas Armadas en 1988.

A estos, según añadió, habría que sumar el nuevo modelo de enseñanza militar que ha aprobado el Gobierno Zapatero, con doble titulación civil-militar para oficiales y suboficiales; los programas de renovación tecnológica, que han hecho que las FAS cuenten con material como los "Eurofighter" o los "RG-31"; y la la participación de las Fuerzas Armadas en las misiones del exterior, en las que más de 120.000 militares españoles han cumplido con su deber en más de 60 misiones en cuatro continentes, y en las que han fallecido 159 militares.

Tras ese repaso, dijo que el 25 de abril de 1931 fue el primer intento de modernización de las Fuerzas Armadas, en alusión al decreto de reforma de los Ejércitos que firmó el por entonces ministro de la Guerra, Manuel Azaña. "Fue el primero en concebir un ejército eficaz como lo eran el de Francia y Alemania, pero aquel proyecto se truncó por la guerra y la larga sombra de la dictadura", dijo, para sentenciar después: "tenemos el Ejército que Azaña soñó hace 80 años".

La Ley de Derechos y los recursos de la Carrera Militar

Chacón apostó nuevamente por alcanzar un importante consenso en la tramitación de la Ley de Derechos y Deberes de los ciudadanos, a la que los grupos parlamentarios de la oposición han registrado casi 250 enmiendas. "La ley no debe salir sin un gran consenso, haríamos un flaco favor a nuestras Fuerzas Armadas", dijo.

Tampoco quiso aclarar más de lo ya conocido sobre el Observatorio de la vida militar, del que volvió a insistir en que estará conformado por expertos en materia de Defensa y se supone que será "un órgano independiente de los gobiernos"; ni entrar en excesivos detalles sobre cómo se definirá el concepto de neutralidad política de las Fuerzas Armadas, aunque sobre esto recordó que "hay unas líneas rojas claras marcadas por la jurisprudencia".

La ministra señaló que Ley de Derechos abre "espacios de participación" y auguró que con esta ley y "con nuevo régimen disciplinario se cerrará un ciclo" en cuanto a normas para los Ejércitos se refiere. Y es que, según dijo, el Gobierno intentará sacar adelante en esta legislatura el nuevo régimen disciplinario militar, pero tendrá que hacerlo una vez se haya aprobado ya la Ley de Derechos.

Sobre la polémica Ley de Carrera Militar, que ha supuesto un profundo malestar en el seno de las Fuerzas Armadas y ha llenado de recursos los estamentos del ministerio, negó que los recursos presentados contra la misma sean más de 12.000 y los cifró tan sólo en unos cinco mil, "de los que 1.881 han sido desestimados y aceptados 341".

Presencia española en Afganistán

Chacón dijo que el año 2012 "será clave, el principio del fin de la misión en Afganistán" porque se "empezará a ceder el poder" al Ejército y la policía afgana. Según avanzó, se prevé transferir la responsabilidad a las autoridades locales en Herat en este 2011 y en Badghis en 2012. Aunque esas transferencias "no suponen la vuelta inmediata de las tropas" a España porque los objetivos de los aliados son "irrenunciables". "Volverán a casa cuando los objetivos estén cumplidos", insistió.

Como en ocasiones anteriores, aprovechó la ocasión para destacar la labor que están desarrollando los militares españoles en el país asiático y reconoció que es posible que en los próximos meses aumenten el números de ataques que las tropas reciben de los talibanes, aunque prefirió utilizar el eufemismo "más dificultades".

"Conforme más espacio de territorio garantizas a los afganos más la insurgencia trata de impedir que eso sea así", dijo, para insistir en que las dos carreteras que construyen los españoles, la denominada ruta Lithium y la Ring Road son "rutas estratégicas para el comercio y el desarrollo social y económico de la zona", que pasan por zonas que "antes controlaban talibanes e insurgentes".

Por ello, tuvo que admitir que según se gana terrerno hacia el norte, adentrándose hacia el valle de Bala Murghab, "los talibanes y la insurgencia tratan de seguir controlando espacios que los militares devuelven al comercio afgano. Y ahí entramos más en lo que llamamos hostigamientos", reconoció, para plantear después que si los españoles no saliesen de su base no recibirían ataques pero tampoco podrían desarrollar el trabajo para el que han sido enviados.

Programas de modernización

La ministra de Defensa habló también de algunos de los programas de modernización en los que se encuentran inmersas las Fuerzas Armadas. Así, destacó que el programa del Airbus 400M "es ya una realidad" y "un éxito de Europa", y avanzó que Francia recibirá la primera unidad en 2012.

Así, descartó que los 2700 millones de euros extras que hubo que aportar para que el proyecto del Airbus 400M saliera adelante no obligarán a Defensa a abandonar otros programas de modernización, aunque sí reconoció que las dificultades económicas han hecho que se tenga que priorizar en programas como los del RG31 o los Lince, para dar más seguridad a las misiones exteriores, y que se tengan que renegociar los pagos de algunos otros procesos: "Gracias a los ministerios de Ciencia e Industria hemos podido revisar los plazos de algunos pagos. Todo el mundo es consciente de que los pagos llegarán".

Del mismo modo, negó que el programa de los blindados 8x8 esté descartado, después de los continuos retrasos por los que se está viendo afectado. "Se acaba de terminar la elaboración de los pliegos de los contratos. No hemos abandonado el programa", afirmó la ministra.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 88 comentarios guardados

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation