Menú

Rajoy: "En dos años podemos arreglar la economía"

El presidente del PP, Mariano Rajoy, está "absolutamente convencido" de que en dos años "podemos arreglar la economía".

EFE
0

En una amplia entrevista que publica hoy el diario El Mundo, y centrada fundamentalmente en asuntos económicos, el líder del PP señala también que "en los próximos años, no puede haber más prioridad ni más objetivo que la creación de empleo". "La primera prioridad de España", explica Rajoy, "es el crecimiento y el empleo".

"Si hay crecimiento, podemos ahorrar mucho de la partida de gasto. Por ejemplo, de la del paro, que supone 30.000 millones al año. Todo el mundo tiene buenas intenciones y todos queremos un seguro mejor, mejores pensiones y mejor sanidad. Pero las buenas intenciones hay que llevarlas a la práctica y convertirlas en crecimiento y empleo. Eso es lo que no supo hacer este Gobierno", añade.

Recortes de gasto

Preguntado por el autor de la entrevista, el vicedirector de El Mundo Casimiro García-Abadillo, si hay margen para recortar gastos sin rebajar servicios sociales, Mariano Rajoy no duda en decir que "Sí".

"En España", explica, "según datos que publicó no hace mucho tiempo la Intervención General del Estado, hay casi 4.000 empresas públicas y entes públicos. Fíjese si ahí hay margen. También sobran asesores y personal de confianza en todas las administraciones", sentencia.

Pensiones

En cuanto a la reforma de las pensiones, el presidente del PP afirma que hay cosas positivas y que la disposición de su partido es favorable al acuerdo, aunque espera que se le permita aportar sus propuestas para mejorarla. En cualquier caso, no entra en detalles sobre cuáles son esas propuestas de mejora.

Impuestos

Entre otras medidas de estímulo a la economía, Rajoy cita en la entrevista reducir el IVA del sector turístico -que considera "capital" para España- al 4%; rebajar el impuesto de sociedades en cinco puntos y rebajar los módulos -aunque sólo para las pequeñas y medianas empresas y los autónomos-.

También, bajar "selectivamente" algunas cotizaciones sociales, por ejemplo en el empleo juvenil, o recuperar la desgravación para compra de vivienda, punto este último en el que afirma con rotundidad: "No le quepa la más mínima duda, pero ni la más mínima duda".

Energía

En política energética, el líder del PP es partidario de no cerrar la central de Garoña -"No la cerraré si llego al Gobierno", afirma- y de alargar la vida útil de las centrales, siempre y cuando el Consejo de Seguridad Nuclear afirme que cumplen las condiciones de seguridad. No se pronuncia, en cambio, sobre si plantearía retomar la senda de la energía nuclear para la construcción de nuevos reactores.

Volver al déficit cero

Rajoy se muestra rotundo también al afirmar que hay que modificar la Ley de Estabilidad Presupuestaria y volver al déficit cero: "Hay que fijar a todas las administraciones, a todas, techos de endeudamiento y techos de gasto" y reducir las subvenciones que, dijo, deben ser "pocas y dedicadas a la mejora de la actividad productiva y a inversiones en I+D+I".

"Hay un sinfín de empresas públicas que se endeudan extrapresupuestariamente. Hay que acabar con eso", añade.

El Estado de las Autonomías, ni tocarlo

En el entrevista, el presidente del PP se muestra partidario de mantener el Estado de las Autonomías tal y como está diseñado en la Constitución, aunque insiste en que hay que ser "enormemente estricto" a la hora de autorizar el endeudamiento, al tiempo que es contrario a que haya comunidades con su servicio exterior y embajadas, así como a que haya 17 Defensores del Pueblo. "No hace ninguna falta", afirma.

En el terreno autonómico, Rajoy dice que si llegara al Gobierno, autorizaría que pudiera haber una gestión privada de las televisiones autonómicas, para lo que modificaría la ley. "No le quepa la menor duda", señala también sobre este punto.

La inmigración

La inmigración es otra cuestión planteada en la entrevista. Rajoy defiende una política europea común en esta materia, el cumplimiento de la ley y la aprobación de un contrato de integración en el que, entre otras cosas, el inmigrante se tendría que comprometer a aceptar la Constitución, las leyes, "hablar nuestro idioma, adaptarse a nuestras normas...".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 34 comentarios guardados

    Servicios