Menú
Sergio Valentín

La horrible y magnífica gestión de Ancelotti

Ancelotti recibe más críticas de las justas, pero debe cambiar algunos aspectos de su gestión.

Ancelotti recibe más críticas de las justas, pero debe cambiar algunos aspectos de su gestión.
Asensio celebra el gol junto a Modric. | EFE

Campeón de la Supercopa de España, clasificado para los octavos de final de la Champions League como primero de su grupo, líder de LaLiga con 6 puntos sobre Sevilla, 13 sobre Betis, 15 y 17 respecto a Barcelona y Atlético de Madrid y con un gran pero, por cómo se produjo, mas que por la propia eliminación, en la Copa del Rey ante el Athletic de Bilbao. No es para nada un mal balance. Es más, de momento es el mejor balance en España junto al del Betis. Por eso tengo la sensación de que hay un exceso de críticas con el Real Madrid, equipo que, por resultados y fútbol, debería ser el menos cuestionado en España. No deja de ser la misma plantilla, salvo Camavinga, que no consiguió ningún título la pasada temporada.

Fui el primero que cuestioné a Ancelotti por su gestión en Copa ante el Athletic. Fue una crítica dura, pero puntual. Faltaba por disputarse la segunda mitad ante el Granada y tras un repaso por la prensa nacional y redes sociales, la sensación era de que poco más y Ancelotti debía ser cesado. Me parece evidente que el conjunto blanco está pasando un mal momento, que se ha bajado el nivel y que los jugadores son los primeros en saberlo, pero precisamente por esto se ha podido comprobar ante el Granada algo que es esencial para conquistar cualquier campeonato. Tras la eliminación en Copa, tras una primera mitad horrible, para olvidar, lo lógico hubiera sido ver una versión similar en la segunda parte. Sin embargo se vio a un equipo cambiado. En esta plantilla, con sus defectos y carencias, hay mucha gente con carácter, personalidad, que asume la presión (ya se escuchaban pitos) y dificultades con normalidad. Y esto es merito de Ancelotti. Solo así lograron sacar adelante tres puntos de oro, por el empate del Sevilla y por las dudas que podrían haber crecido en el vestuario.

Ancelotti debería tener más margen de la prensa y sobre todo de sus propios aficionados, pero si es cierto que cada día que pasa es más complicado entender algunos aspectos de su gestión y que giran en torno a una misma pregunta: ¿Es está plantilla tan pobre en calidad como para solo utilizar 15-16 futbolistas? Yo creo no. Hay futbolistas que son más útiles y con un rol inferior o superior al que deberían tener. Hagamos una corta lista, como en la compra, para que todo se entienda mejor.

  1. Casemiro, Kroos y Modric no pueden jugar siempre, por ellos mismos y porque, además, hay jugadores de calidad en el banquillo. Fede Valverde es el claro ejemplo de que hay más fondo de armario. Tiene un rol muy inferior al que debería tras años demostrando su valía en el club, no tiene ninguna continuidad, es un milagro el nivel de confianza que sigue teniendo en sí mismo cada vez que juega y cuando tiene una oportunidad, en demasiadas ocasiones es en la banda derecha, fuera del lugar donde más brillan sus características. Un dato: desde que reapareció tras lesión en noviembre solo ha sido titular en tres partidos, los dos de Copa, ante Alcoyano y Elche, y en Liga ante el Athletic con media plantilla con Covid, lesión y sanción.
  2. ¿No hay delantero suplente? Esta pregunta da para una noticia en sí. Jovic es otro ejemplo, en este caso, de mala gestión por parte de Zidane y ahora de Ancelotti. El serbio no ha tirado la puerta, pero es que tampoco se le puede juzgar porque no ha tenido un mínimo de oportunidades. Se pagan 60 millones por él para que luego salga Isco o Asensio de falso. Y si repasas sus números o actuaciones, no son tan malos. Cada vez que ha tenido alguna oportunidad, la aproveche o no, a continuación vuelve a ser carne de cañón. En San Sebastián se lesionó Benzema, entró Jovic para dar una asistencia y marcar un gol antes de volver al limbo del banquillo. ¿Fueron malos sus minutos ante el Granada? Yo creo que no. Te guste mas o menos Jovic, no se puede afrontar toda la temporada con un único delantero, el que sea. Benzema, por muy bueno que es, tiene 34 años y es otra vez internacional con Francia. Ya ha jugado más partidos que la pasada temporada. Adjunto un hilo didáctico sobre la mejorable gestión de Jovic.
  3. La apuesta por Isco. Si el rol de Valverde es inferior al que debería, el de Isco es superior. El plan en 2022 no puede ser que el malagueño remate centros laterales. No estuvo mal este domingo ante el Granada, estuvo más participativo que bien, pero no entiendo que se siga tirando de él con tanta asiduidad. Es un futbolista con calidad, pero sin el físico necesario para un fútbol de primer nivel. Su etapa en el Real Madrid debió terminar hace dos o tres años y se está apostando por él cuando le restan seis meses de contrato antes que por otros futbolistas como Hazard. ¿Es y está mejor Isco que Hazard? Yo creo que no. El fichaje del belga es una total decepción, pero se aprecia que conserva su calidad y que últimamente está poniendo de su parte para intentar aportar. Hago la misma pregunta. ¿Fueron tan malos sus minutos ante el Granada? Yo creo que no. No entiendo que se apueste por Isco antes que por Hazard cuando no está Vinicius o cuando este, como en Bilbao, esté reventado. Eso sí, si me veo obligado a contar con Isco, que sea de falso nueve, lo más alejado de mi propia área. Cuanta menos responsabilidad física tenga, mejor.

Igual que no entendí la titularidad de Isco, que no se contara con un delantero y que Modric o Kroos no rotaran tras el partido de Copa, también destaco que Ancelotti supo detectar rápido lo que necesitaba su equipo. La entrada de Fede Valverde y arriesgar con Kroos de mediocentro al descanso, fue clave para ver una adecuada reacción. El uruguayo inyectó chispa y vigor al ataque del Real Madrid al instante. A los dos minutos ya estaba corriendo ante el portero, Luís Maximiano. Ancelotti o Valverde. No sé quien fue de los dos, pero detectaron que hacía falta más desmarques en profundidad y al espacio, algo que no aportan tanto Modric y menos aun Kroos. Eso te da Valverde como factor diferencial. Es otro recuerso sin explotar. Solo Mateu Lahoz, con un acción que solo él entendió, le impidió un gol bastante probable. Vaya actuación del colegiado, por cierto. Solo esa acción es ya un disparate pero es que luego pitó falta en ataque de Hazard por pisar a un defensa que se tira al suelo o señala un penalti a favor del Real Madrid por una acción que era metro y medio fuera del área...

Valverde fue la pieza del dominó que movió al resto. Asensio se activó con él con su mejor faceta, una que está bastante desterrada en el fútbol. Hay pocos especialistas en el disparo lejano. Ya le han dicho que lo intente más y por algo es. Quizá no tenga tanto fútbol para ser ese titular indiscutible, pero lo puede compensar con el gol, algo muy valioso y que él si tiene. Ancelotti tiene que trabajar en ataques para que él se libere e intente más veces el disparo lejano. Es un arma muy útil, otras más por explotar, ante defensas cerradas, algo que se le suele enquistar al Real Madrid.

Ancelotti tiene más armas de las que utiliza como vengo a demostrar. El físico de Valverde, el disparo de Asensio... No es una super plantilla que pueda mirar de tú a tú a Manchester City, Bayern de Munich o Liverpool, pero sí hay más donde rascar, sobre todo en ataque. En defensa mientras esté Militao todos están más tranquilos. Sobre todo en este tipo de partidos donde va sobrado. Desprende tanta energía que contagia al resto y se ve tan poderoso que quiere recuperar la pelota, iniciar la jugada y terminarla. Fíjense en quién roba la pelota en el tanto de Asensio. La próxima semana el Real Madrid tendrá un partido más complicado, ante el Villarreal. Volverán Benzema y Vinicius y con ellos aumentarán las posibilidades de ganar porque sin ambos, tengo la sensación, de que este equipo estaría por debajo del Sevilla en la clasificación.

Temas

En Deportes

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Libro