Menú
DE LOCKE A FRIEDMAN

Héroes de la libertad

En 2001, poco después de comenzar mi periplo intelectual por el liberalismo, empecé a crear una web para divulgar el pensamiento de sus autores más importantes. Por eso me resulta especialmente reconfortante ver que dos fundaciones argentinas han publicado en la Red un libro electrónico en el que se da cuenta de la obra de alguno de ellos.

0
El breve repaso a John Locke y David Hume con que se abre el libro tiene como hilo conductor la tercera vía abierta por ambos frente al racionalismo totalitario y el iluminismo de la fe. Como señalaría Thomas Sowell en Conflicto de visiones, para quienes, como Locke y Hume, consideran que la razón del hombre no puede abarcar todo el conocimiento y que la tradición o incluso la imaginación desempeñan un papel, es esencial establecer un sistema de gobierno limitado que no imponga la incapacidad de los gobernantes a la libertad de los gobernados. Si bien Armando Ribas quizá no expone algunos de los más interesantes aspectos del pensamiento de Locke, hace un gran trabajo con Hume.
 
El foco que sobre Adam Smith pone Gustavo Lazzari –con frecuentes citas a nuestro Carlos Rodríguez Braun, dicho sea de paso– se centra más en La riqueza de las naciones que en La teoría de los sentimientos morales. Y aunque hace una buena labor a la hora de explicar el primer libro, de mucha mayor importancia e impacto en la historia, lo cierto es que quizá sea el segundo el que mejor ha envejecido durante estos dos siglos y pico y más aprovechable es hoy en día. No obstante, el retrato de Smith que dibuja Lazzari resulta especialmente revelador y entretenido, porque deja que sean las palabras del propio escocés las que expongan el programa económico liberal que su obra más famosa delineó.
 
Richard M. Ebeling, el único de los autores que ha necesitado ser traducido a nuestro idioma, se encarga de glosar la figura de Bastiat, el gran publicista decimonónico del libre mercado. El presidente de la Foundation for Economic Education le hace un sentido homenaje, sin dejar de anotar sus deficiencias como pensador, pero precisando que nadie lo ha superado como divulgador de las bondades del laissez-faire.
 
La inclusión de Juan Bautista Alberdi entre estos "héroes de la libertad" se debe, claro está, a la nacionalidad argentina de las dos fundaciones que han preparado y publicado el volumen. Desgraciadamente, el breve ensayo de José Benegas no aporta demasiados datos biográficos ni contexto histórico, quizá pensando en que es conocido para los lectores de su país, lo que puede provocar que los lectores de la "Madre Patria" se queden sin entender del todo la importancia que tuvo este personaje en la historia argentina.
 
No obstante, el punto fuerte de esta recopilación son los ensayos dedicados a las tres principales figuras de la escuela austriaca de economía, siendo quizá el dedicado a Rothbard –escrito por Rosa Pelz– el más deslavazado e incompleto, pues no acaba de precisar ni sus logros intelectuales ni su papel crucial en el florecimiento de la corriente anarcocapitalista dentro del movimiento liberal contemporáneo. El dedicado a Ludwig von Mises, escrito por Gabriel Gasave, es un gran resumen de las ideas del maestro nacido en el Imperio Austrohúngaro, pero desafortunadamente no dedica más que unas breves líneas a su biografía y el contexto en que se desarrolló su vida. Una lástima, pues posiblemente sea, entre los tres, quien tiene una historia personal más interesante y significativa, de gran influencia en su obra.
 
Al ensayo sobre Friedrich A. von Hayek no se le pueden poner pegas. Quizá sea el mejor de todos los que conforman la recopilación. Un alivio, pues menudo papelón el de la fundación que lleva el nombre de este último, y que ha copatrocinado el libro, si no estuviera entre lo mejor de la selección. Escrito por Ricardo Manuel Rojas, ofrece una visión razonablemente clara tanto del pensamiento como de la vida de Hayek, de su amistad con Keynes, de sus últimos años en Friburgo, etcétera.
 
Del mismo autor, y adaptado de su biografía incluida la reciente edición en nuestro idioma de La rebelión de Atlas, es el artículo sobre Ayn Rand. Quizá por su origen, peca de cierta descompensación entre la excelente parte biográfica y la demasiado parca explicación del pensamiento objetivista. Una verdadera lástima, pues el autor conoce perfectamente la obra de Alissa Rosenbaum (su nombre real), y su filosofía puede repeler a primera vista si no se cuenta adecuadamente. Y a veces, aun así. Alguien que le pone a uno de sus libros el título La virtud del egoísmo necesita de los mejores abogados que pueda encontrar.
 
Los dos autores cuya aparición en esta colección de ensayos sorprende más son, sin duda alguna, los economistas Douglass North y James Buchanan. Según la introducción del libro, éste "no incluye a todos los autores que hubiéramos querido incorporar", lo que lleva a preguntarnos a quién se habrá dejado fuera para incluir a éstos. North es destacado por sus aportaciones a la nueva economía institucional, que enfatiza que la clave del desarrollo económico está en las instituciones, ya sean formales (marcos jurídicos, leyes) o informales (cultura, costumbres). Guillermo Yeatts intenta explicarlo en un espacio quizá demasiado breve.
 
Por su parte, Martín Simonetta resume las aportaciones de la Escuela de la Elección Pública a la comprensión de los procesos políticos. Buchanan y el siempre ignorado Gordon Tullock fueron los primeros en analizar la política basándose en que funcionarios, parlamentarios y ministros son personas que actúan en interés propio, como los empresarios o los consumidores, y que esa realidad debe ser la base de todo análisis sobre el Estado, y no una presunción de cándida inocencia y "dedicación a los intereses públicos".
 
El ensayo que cierra el libro es el dedicado a Milton Friedman, perpetrado por Eduardo Marty. Sí, perpetrado. En un volumen dedicado a ensalzar la figura de grandes liberales, este artículo se dedica a presentarnos a Friedman exclusivamente a través de las críticas a su obra, principalmente las de Rothbard. Finalmente, y quizá para justificar la inclusión del estadounidense en la recopilación, incluye la traducción de una entrevista concedida en 1999, en la que defiende una vigorosa reducción del Estado.
 
El mayor problema de esta colección de ensayos es, naturalmente, la irregularidad. Los personajes objeto de la atención del libro son tratados de forma desigual, con una extensión diferente y un aprecio por su obra distinto. La selección de los intelectuales finalmente incluidos es también bastante discutible, demasiado centrada en los economistas. Uno se pregunta si Madison, Popper, Montesquieu o Tocqueville no hubieran sido más adecuados que Alberdi, Buchanan o North. No obstante, y con la notable excepción de Friedman, es un buen libro para empezar a investigar quiénes son estos "héroes de la libertad" y decidir, a partir de ahí, en cuáles nos interesa más profundizar.
 
 
VVAA: HÉROES DE LA LIBERTAD. PENSADORES QUE CAMBIARON EL RUMBO DE LA HISTORIA. Fundación Atlas 1853 y Fundación Friedrich A. von Hayek, 2007, 110 páginas.
 
Pinche aquí para descargarse gratis la obra.
0
comentarios

Servicios

Máster EXE: Digital Marketing & Innovation