Menú

Andalucía

Pedro de Tena

Andalucía y sus terremotos

Cuentan los periódicos que los temblores de este martes por la noche superaron en intensidad a los cerca de veinte registrados desde el sábado pasado.

Pedro de Tena
0
Cuentan los periódicos que los temblores de este martes por la noche superaron en intensidad a los cerca de veinte registrados desde el sábado pasado.
Distintivo turístico Andalucía Segura. | Junta de Andalucía

El principal y verdadero terremoto, el de Granada de este martes, interrumpió el toque de queda. Esta tierra de convulsiones telúricas desde tiempo inmemorial ha vuelto a temblar recordando la sucesión de seísmos en la misma zona de Santa Fe en 2018, 1911 y 1901; a la propia Granada en 1979; a Albolote en 1956 con 7 muertos; a Arenas del Rey, destruida en 1884, con 463 muertos en Alhama de Granada y otros en muchas localidades granadinas y así sucesivamente hasta 1431, 24 de abril, que dañó a La Alhambra durante un primer sitio cristiano de Granada que obligó a Juan II a la retirada forzosa.

Cuentan los periódicos granadinos que los de este martes por la noche superaron en intensidad a los cerca de veinte registrados desde el sábado pasado. Para hacerse una idea de la angustia, basta repetir lo que se escribe en Granadahoy: "Entre las 22:35 y las 23:44 horas, 18 seísmos se sucedieron en el Área Metropolitana, 15 de ellos con epicentro en Santa Fe, dos en Atarfe y uno en Cúllar Vega". Añadamos que se llegó al 5 de la escala de Richter para dar una idea de la seriedad de la cosa.

El que Granada sea una zona de actividad sísmica comprobada no alivia los ánimos. Desde el 1 de diciembre de 2020 hasta el pasado martes se ha registrado un total de 281 terremotos en este entorno, cuenta El País, ocho de ellos de magnitud considerable. Tampoco aminora la tensión el hecho de conocer que el acercamiento de las placas africana y euroasiática dan como resultado estos temblores.

Consecuentemente, se ha pasado a la fase de preemergencia dentro del Plan de Emergencia Ante el Riesgo Sísmico de Andalucía que no implica otra cosa que el seguimiento instrumental y estudio del fenómeno además de por medidas de información a órganos, autoridades y población.

Estos terremotos se unen a otros que tienen relación con la covid, que sigue ampliando su ataque sanitario y político en Andalucía. Precisamente en Granada, la izquierda, esta vez unida, de PSOE y Podemos ha procurado relacionar las vacunaciones de un centenar de trabajadores administrativos del Distrito Sanitario Metropolitano de Granada, que prestan apoyo a Centro de Salud.

Mientras que la Junta de Andalucía considera que esta vacunación se inscribe en la primera fase de la estrategia que afecta a todo el personal del SAS, tras la primera ronda de vacunación de la primera dosis para el personal en línea de contagio, PSOE y Podemos piden datos de los funcionarios de la sanidad ya vacunados y acusan a la Junta de vacunaciones indebidas.

Mientras tanto, UGT recuerda que ya hay 9.431 profesionales del SAS –Servicio Andaluz de Salud– que se han infectado de Covid desde 2020, que la cifra crece y crece y que es precisamente Granada la provincia que sufre estos contagios de forma muy amenazadora. En Málaga hay 1.371 sanitarios infectados, en Sevilla 1.837,pero en Granada el nivel se sitúa en los 2.339, la cifra provincial más elevada.

El terremoto de la tercera ola de la pandemia no da tregua. 6.050 muertos y creciente tasa de contagios que se acerca a los 1000 infectados por cada 100.000 habitantes (ayer eran 909) ha obligado a la Junta a poner en marcha el Plan 7.500 ingresos hospitalarios, aunque aún no se ha llegado a los 4.500. El Plan hace que se activen casi 2.000 nuevas camas convencionales y casi 1200 camas de UCI con 534 quirófanos. Incluso está previsto habilitar espacios en hoteles, albergues o residencias de tiempo libre para obtener 5.421 camas adicionales.

Según El Mundo, más del 60 por ciento de los municipios de Andalucía estarán perimetralmente cerrados y casi uno de cada tres tendrán suspendidas todas las actividades comerciales y hosteleras que no se consideren esenciales. Y por vez primera comienza a haber peticiones de cierre de colegios al menos en los municipios más afectados por la pandemia.

Y en el mundo político, los terremotos se suceden en la izquierda. Si hace dos días la entrevista de Teresa Rodríguez en El Mundo levantaba ampollas en el comunismo podemita y en el marco íntimo de María Jesús Montero, ahora los temblores tienen su origen en el PSOE andaluz, que sigue enfrascado en la sucesión de Susana Diaz, ya de manera casi abierta.

Pero el seísmo del PSOE andaluz tiene su gracia porque, según ABC, el sector crítico de Susana Diaz la acusa de haber pertrechado un PSOE “clientelar” lo que deja estupefaciente a propios y extraños porque el modo clientelar de hacer política no comenzó, como se ha demostrado incluso en libros, con Susana Díaz, sino que fue la forma perfecta de asentar al PSOE en el poder andaluz desde 1982. Eso sin contar con los precedentes históricos.

Ahora ha sido la guadianesca corriente Izquierda Socialista (IS) del PSOE andaluz en Sevilla, que emerge como el río de cuando en cuando, la que carga contra la trianera. Le pidió dar un paso atrás, como Miquel Iceta, para evitar las primarias y la acusó de haber desgastado hasta el tuétano el proyecto socialista en Andalucía. Incluso le recomienda que acepte una cartera de Ministra y se vaya de una vez porque ha dejado al PSOE andaluz como un "culillo", permítase, del PSOE nacional.

En España

    0
    comentarios

    Servicios