Menú

Un testigo cuenta en televisión cómo se fraguó el ataque a la mujer de Paco González

Mientras la mujer del periodista se recupera de sus heridas sobre el asalto, continúan trascendiendo detalles del supuesto plan para matarla.

Mientras la mujer del periodista se recupera de sus heridas sobre el asalto, continúan trascendiendo detalles del supuesto plan para matarla.
La escena de la agresión | Efe

Después de que este fin de semana se conocieran más detalles de la supuesta obsesión de Lorena, una de las atacantes de la mujer y la hija de Paco González, este lunes han trascendido más detalles del supuesto plan para matar a la esposa del periodista, que ha recibido ya el alta hospitalaria.

Esta mañana ha visitado un estudio de televisión Juan, un hombre que ya en septiembre habría tenido conocimiento del plan y se lo habría contado a la Policía. Según ha explicado en Espejo Público, sin mostrarse ante las cámaras, en la madrugada del 15 de septiembre un búlgaro le ofreció dinero a cambio de localizar a Iván, el compañero de Lorena. Según su versión, este individuo le dio una foto y una dirección y le explicó que Iván había contratado el asesinato de una mujer. Los sicarios se habían ido con el dinero y él pretendía encontrar al joven con el objetivo, supuestamente, de extorsionarles.

El hombre decidió ir a la Policía porque no se suele "meter en ese tipo de problemas" y llegó a enviar un correo electrónico al locutor, advirtiéndole de lo que estaba pasando. Según ha trascendido, el búlgaro fue detenido dos meses después, cuando el periodista denunció amenazas contra su familia, pero fue puesto en libertad al no hallarse los suficientes indicios contra él.

Juan, con el rostro tapado y la voz distorsionada, ha relatado varias reuniones de los sicarios -el búlgaro y otros dos rusos- con Lorena e Iván. En las dos primeras, la pareja, que está bajo disposición judicial, hizo entrega de 30.000 euros, el anticipo del dinero prometido. En la última, mostraron el resto del dinero y acordaron su entrega tras el crimen, que los sicarios nunca cometieron.

Según el testimonio de este hombre, los sicarios aseguraron a la pareja que vendría un individuo de Rusia para cometer al asesinato y se iría antes de que empezaran las pesquisas. Finalmente no fue así: los sicarios rusos huyeron con el anticipo y el búlgaro intentó extorsionar a la pareja, para lo que acudió al testigo que terminó hablando con la Policía.

En la entrevista, el hombre ha relatado que los primeros encuentros se produjeron en parques de Madrid, y que Lorena e Iván dieron a los sicarios información sobre los movimientos de la familia y la actividad en la vivienda. Aunque en un primer momento se habló de paliza, finalmente explicaron que el objetivo era asesinar a la mujer del periodista.

Después de que los sicarios incumpliesen el plan y tras el intento de extorsión, fueron Lorena e Iván quienes cometieron la agresión, asaltando el vehículo de la mujer de González y su hija. El ataque concluyó con ambas heridas y con los asaltantes arrestados, gracias a la ayuda de varios peatones que pasaron por allí en el momento de los hechos.

En Chic