Menú

El primitivo origen del estilo marinero

El origen de la decoración marinera es bastante antiguo

0
El origen de la decoración marinera es bastante antiguo
Foto | Flickr/Leonardo Pallotta

Es muy probable que hayas visto el estilo marinero en muchas decoraciones de las que aparecen en las revistas o en los programas de TV relacionados con la decoración. La verdad es que este particular estilo en el que se mezclan fundamentalmente los colores rojo y azul con blanco, se apuesta por las rayas, y se colocan sobre la mesa un montón de accesorios relacionados con el mar, con la playa y con los ambientes de los puertos ¿Te has enamorado de esa manera de decorar?

En realidad, el origen de la decoración marinera es bastante antiguo, y viene, como muchas otras cosas en el mundo de la decoración, de la mano de la moda. Corría el año 1930 cuando Coco Chanel tuvo la innovadora idea de inspirarse en esas tendencias que llevaban los marineros y que le recordaban al mar y a los puertos pesqueros para crear colecciones de vestuarios pensados para la mujer. Hasta entonces, a nadie le parecía un buen tema del que tomar ideas para hacer moda. Pero Coco demostró una vez más estar por delante de sus tiempos. Y así nació esa tendencia marinera que también vemos repetirse año a año encima de las pasarelas.

A partir de los años 30, la tendencia marinera se fue consolidando e hizo que mucha gente que anteriormente se había mostrado bastante escéptica a que aquello pudiese ser considerado elegante y chic, se pasase a lucirla por las calles. A partir de ahí, todas esas reyas, y colores rojos y azules se pasaron a muchos otros sectores, incluidos los de la decoración. Los primeros en animarse a esta particular apuesta han sido claramente casas, viviendas y locales de servicio público ubicados en zonas costeras, a los que parecía que les venía como anillo al dedo esta propuesta.

Pero a día de hoy el estilo marinero no solamente es válido para una vivienda de verano, o para un local comercial que pretende sacar partido de esa ubicación. Se puede utilizar en habitaciones infantiles, en habitaciones de juegos, y en zonas en las que queramos que nuestra casa sea única. Eso sí, si vas a utilizar la tendencia de decorar las paredes con rayas de colores azul y rojo, como es propio de esta tendencia, lo mejor es que solo te quedes en algunas de las paredes, porque sino, podrías llegar a agobiarte.

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios