Menú

'El infinito en un junco', el nacimiento de las bibliotecas y de los libros

Andrés Amorós recomienda el ensayo histórico de Irene Vallejo, uno de los libros de más éxito de los últimos meses.

Los Libros: 'El infinito en un junco' Es la Mañana de Federico

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

Andrés Amorós recomienda en Es la mañana de Federico el libro El infinito en un junco (Siruela), un libro de ensayo histórico de gran éxito. Su autora es Irene Vallejo (Zaragoza, 1979), filóloga y periodista.

Trata un tema excelente, el nacimiento de las bibliotecas y de los libros, contado de un modo nada académico, sino como una historia o fábula y apoyado sobre un gran trabajo de investigación.

Vallejo parte de lo que supuso la construcción de la Biblioteca de Alejandría, que va unida a Alejandro Magno y a la idea de helenismo y universalidad. Indaga sobre la importancia de los distintos material: piedras, tablillas, papiro, pergamino (descubierto en Pérgamo, donde no había papiros). Si siguiéramos usando pergaminos, hoy no habría animales suficientes en el mundo para tantos libros como se publican.

Descubre que durante siglos se lee en voz alta, la literatura era oral. La poesía nace porque el lenguaje rítmico es más fácil de recordar y porque da placer. Luego, viene la prosa y cuando se amplía la literatura, nace la filosofía, la teoría, otros géneros.

La autora nos invita a reflexionar sobre uno de los mayores inventos, el alfabeto, es decir, el pasó de dibujar ideas a dibujar sonidos y palabras.

El infinito en un junco reúne muchas anécdotas relacionadas con los libros, como que Marco Antonio regaló 200.000 volúmenes a Cleopatra para la Biblioteca de Alejandría. Alejandro Magno, por su parte, guardó en el cofre más rico de Darío la Ilíada.

Vallejo cuenta que los recitadores bosnios se sabían de memoria 40 cantos (cada uno, de entre 7 y 8 horas) y que lo memoriones, los rapsodas, recitaban en varias sesiones 15.000 versos de Ilíada y 12.000 de Odisea.

En relación con los libros, la autora habla de la importancia de contar con bibliotecas en sitios donde predomina el horror, como en los campos de concentración nazis. También cuenta historias recientes bastante curiosas, como que Amazon borró 1984 de Orwell de los kindles de los clientes.

Hoy en España, dice Vallejo, se destruyen con sigilo millones de libros que se convierten en pasta. El verbo exacto que se usa para esta acción es "guillotinar".

En definitiva, El infinito en un junco disfruta de un éxito merecido porque es un gran tema, muy estudiado y bien contado. Los únicos reparos que encontramos es que es algo largo y con demasiados paralelismos con la actualidad, la autora se adorna.

Irene Vallejo: El infinito en un junco (La invención de los libros en el mundo antiguo), Madrid, ed. Siruela, 15ª edición, julio 2020, 449 págs, 24’95 euros. ISBN: 978-84-17860-79-0

Temas

En Cultura

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Cesta de navidad