Menú

El dueño de Método 3 pide a Sánchez-Camacho dos millones de euros de penalización

Por su parte, Victoria Álvarez ha decidido personarse de nuevo en el sumario como acusación y podría pedirle también la correspondiente indemnización.

LIBERTAD DIGITAL
14

El propietario de la agencia Método 3, Francisco Marco, ha remitido a la presidenta del PPC, Alicia Sánchez-Camacho, una serie de burofaxes en los que además de recordarle que "fue ella quien encargó la grabación en el restaurante" La Camarga, le indica que ha incumplido el pacto de confidencialidad que suscribieron ambos y que contempla una penalización de dos millones de euros.

Según informa El Mundo, Marco recalca que él sí que ha mantenido un "silencio estricto" y anuncia que reclamará próximamente la referida cifra de dos millones de euros a la líder del PPC. La postura de Sánchez-Camacho, que negó desde el primer momento haber intervenido en esta grabación, llevó a la Policía a detener a Marco y a sus detectives por revelación de secretos. En los últimos burofaxes remitidos a la política catalana, Marco le recrimina que le ha "destrozado" tanto su "carrera profesional" como su "situación personal y familiar".

Por su parte, la exnovia de Jordi Pujol Ferrusola, Victoria Álvarez Martín, también ha decidido dar un paso al frente y arremeter contra Alicia Sánchez-Camacho, tras leer el contenido del libro de Marco, El Método, en el que señala que la operación fue encargada tanto por Sánchez-Camacho como por un "líder del PSC".

Victoria Álvarez ha decidido "retirar el perdón del ofendido" que había otorgado hasta el momento en el procedimiento judicial y ha decidido personarse de nuevo en el sumario como acusación para que se investigue si, como afirma Marco, Sánchez-Camacho participó en la operación de espionaje. En el caso de confirmarse definitivamente su implicación, la ex de Jordi Pujol Ferrusola le exigirá la correspondiente indemnización por los daños y el perjuicios ocasionados.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios