Menú

Ciudadanos se desfonda en Cataluña

Podemos gana en la comunidad catalana y da alas al proceso separatista; ERC es segunda fuerza y Mas pierde 8 diputados.

20
Ciudadanos se desfonda en Cataluña
La cúpula de Ciudadanos esperando los resultados | EFE

Ciudadanos y el PP son los grandes perdedores de las elecciones en Cataluña. El partido de Albert Rivera ha obtenido en la región cinco diputados y el 13,05% de los votos, muy por debajo de las expectativas demoscópicas que le emplazaban en la cabecera junto a la marca catalana de Podemos, En Comú Podem.

Los resultados de estas elecciones generales en Cataluña perfilan un panorama más complicado, si cabe. Podemos, que defiende un referéndum sobre la independencia catalana en el que sólo votarían los censados en la comunidad autonómica, ha ganado con doce diputados y el 24,72% de los votos. ERC, segundo con el 15,98% y con Gabriel Rufián a la cabeza, ha obtenido nueve diputados. En tercer lugar en porcentaje (15,70%) el PSC, con ocho diputados. La formación de Mas, con las siglas Democràcia i Llibertat, ha logrado ocho diputados con el 15,09% de los votos. Ciudadanos ha sido el quinto partido, con el 13,05% y cinco diputados. El PP cierra la clasificación de la representación parlamentaria con los mismos diputados, cinco, y el 11,13% del electorado catalán.

El triunfo de Podemos es incontestable y abre la posibilidad de que se constituya un nuevo eje separatista. El "derecho a decidir" está inscrito en el partido de Pablo Iglesias y sus representantes han ganado con soltura en Cataluña. A la contra, Mas ha perdido ocho diputados, pasando de 16 a 8, unos resultados nefastos, los peores de la historia, un desastre y una catástrofe, pero pasan en parte desapercibidos porque las encuestas y hasta los sondeos a pie de urna eran peores. Es el cuarto partido catalán, por debajo de Podemos, ERC y PSC, pero gana a Ciudadanos. Mas ha aprovechado la circunstancia para declarar que en Cataluña "ha ganado el derecho a decidir", que el "proceso" está vivo y que él está dispuesto incluso a negociar con Podemos.

El proceso separatista cobra fuerza aunque Convergencia se haya desfondado. CDC pierde seis y ERC gana siete, lo que permite a Rufián afirmar que ha triplicado sus escaños. Es, en efecto, el mejor resultado de los republicanos catalanes en la historia de las elecciones generales de la democracia. El PSC también pierde diputados, pero ante las previsiones puede presumir de aguantar en Cataluña con la tercera posición. Pasa de 14 a 8, seis menos que hace dos años, pero muy por encima de las previsiones estadísticas.

El retrato electoral en Cataluña se inclina hacia los partidarios de un referéndum separatista. Mas pierde fuelle, pero Podemos y su alternativa independentista facilita la hipótesis de un referéndum "legal" sobre la independencia de Cataluña, tras la disolución de la soberanía nacional. Los nueve diputados de ERC apuntalan la hipótesis. Mas pierde, pero al cabo consigue sólo un diputado menos que los republicanos, lo que consolida sus opciones para repetir mandato al frente de la Generalidad.

Todo está abierto en Cataluña, pero se abre una nueva puerta. Si PSOE, Podemos y los nacionalistas arbitran un nuevo equilibrio de fuerzas en España cualquier cosa es posible. El primer jalón son las negociaciones en Cataluña para investir a Mas. El próximo domingo 27 hay asamblea de la CUP (han cambiado de escenario ante las inscripciones, 1.700 afiliados podrán votar, y se reunirán en un polideportivo de Gerona). Podemos emerge como una nueva vía, una alternativa al proceso que también es de contenido separatista.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios