Menú

Rajoy rectifica y dice ahora que podría acometer cambios "poco a poco"

Se reafirma en su política y "en cuanto al partido, lógicamente iremos poco a poco tomando las decisiones más oportunas".

97

Con relevantes barones de retirada y el partido exigiendo más autocrítica y cambios urgentes, Mariano Rajoy rectificó sólo 48 horas después de proclamar que no haría cambios en el seno del Gobierno y de la dirección nacional. Ya el martes, su entorno pidió tiempo para analizar los resultados con calma, y sugirió que tras ello se tomarían decisiones. Algo que corroboró en los pasillos del Congreso, en medio de una enorme expectación.

"En cuanto al partido, lógicamente iremos poco a poco tomando las decisiones que creamos que son más oportunas y convenientes para poder presentarnos a las elecciones de la mejor forma posible y para pedirle a los españoles que vuelvan a darnos su confianza", respondió a los periodistas, después de que Pedro Sánchez usara lo ocurrido el 24M para pedirle que derogue su reforma local en la sesión de control.

El presidente dijo todavía más. Preguntado expresamente si va a hacer cambios en el partido, no cerró la puerta: "Los cambios, sean en el partido o en el Gobierno, se anuncian una vez que se han producido como es perfectamente entendible". De sus palabras se desprende que tratará de dar un giro antes de las generales.

Caos en el PP

Lo cierto es que en el PP se pasó de la consternación al cabreo tras la falta de autocrítica y anuncios del presidente en el Comité Ejecutivo. "Caras nuevas, comparecencias masivas en los medios de comunicación y un plan para elevar la moral de nuestros afiliados, que han sido abandonados", reclamó un destacado dirigente del PP. Fue Juan Vicente Herrera el que copó todas las portadas el martes por la mañana. "Le diría al presidente mírate al espejo y respóndete a ti mismo", contestó cuando en Onda Cero le preguntaron si Rajoy debía ser candidato a la Moncloa.

Se piden nuevas fórmulas –como las planteadas por Esperanza Aguirre, que anunció la refundación del PP de Madrid- y también cambio de rostros. En las comunidades y ayuntamientos se empezará a comprobar en los próximos meses, pero los cargos consultados creen que la dirección nacional necesita un impulso antes de las generales. Y se habla con intensidad de Pablo Casado. En campaña, ya llevó su nombre a los titulares José María Aznar, y ahora lo hacen otros como el propio Herrera.

"Habrá que tomar medidas", resumió Ana Botella, que en breve desaparecerá de la vida pública. "Está muy claro que nos acostamos de una manera el sábado por la noche y hemos amanecido de otra manera el lunes por la mañana. Hoy Madrid es más de izquierdas que la semana pasada", destacó ante los periodistas. "Sería engañarnos a nosotros mismos no decir que el resultado ha sido muy malo", sentenció.

En un primer momento, Rajoy acotó el problema a la tan manida cuestión de la comunicación y, en el Senado el martes, volvió a sacar pecho de que el PP fue la primera fuerza política. Aún más, según su diagnóstico, el PP tiene opciones de sacar un resultado más que aceptable en las próximas elecciones generales.

En todo caso, el presidente quiso aclarar en el Congreso que mantendrá su política económica. "La nuestra es una política reformista y hay muchas reformas que son necesarias hacer de cara al futuro", subrayó en la sesión de control.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation