Menú

Sánchez acude a Bruselas para pedir ayuda con la factura de la luz

La Comisión sólo le respalda en una compra centralizada de gas. El Gobierno reconoce que no todos los países están igual de afectados

0
La Comisión sólo le respalda en una compra centralizada de gas. El Gobierno reconoce que no todos los países están igual de afectados
EFE

La luz amenaza con fundir los plomos de un Gobierno cortocircuitado. Justo cuando la factura se sitúa en 201 euros por megavatio hora, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, acude al Consejo Europeo, la reunión de los 27 jefes de Gobierno con la presidenta de la Comisión, Ursula Von der Layen, y el presidente del Consejo, Charles Michel. La agenda de Sánchez se centrará, según fuentes oficiales, en tratar de recabar el máximo número de apoyos para que se rebaje el precio de la luz. Estará desde la tarde del miércoles hasta el viernes.

En las últimas semanas, el presidente del Gobierno no ha parado de lanzar pullas contra la Unión Europea asegurando que la subida de la factura era "un problema europeo" o "lo tenemos que tratar en la Unión Europea" e incluso un "me gustaría que las cosas fueran más rápido en Bruselas". Desde el Ejecutivo no ocultan que el papel de la Comisión en la crisis energética es decepcionante para los intereses españoles pero, a la vez, reconocen que no todos los países están afectados por igual.

Sánchez acude, según las mismas fuentes, con "máxima ambición". Ésta es que se aprueben medidas estructurales para rebajar el precio de la luz. Aunque aquí, como en todo, cada país tiene una receta distinta. Las medidas intervencionistas de España no son del agrado de Bruselas, que defiende el actual sistema. Otros países prefieren colocar el debate sobre las nucleares, y acabar con las moratorias a este tipo de energía, algo que no gusta a Pedro Sánchez y su entorno.

Frente de los países del sur

España está, junto con otros países del sur, entre los más afectados. La idea española es que haya un frente de Francia, Portugal, Grecia y nuestro país frente a los del norte. Este grupo podría revivir, de nuevo, los debates con los llamados frugales sobre la austeridad en las cuentas. En París, a diferencia de la capital comunitaria, también piden reformar el mercado aunque sus soluciones no pasan por "hachazos" a las eléctricas como el que presentó Ribera. Tampoco en Lisboa o Roma se lo plantean.

España vende como un triunfo que, según la Moncloa, Bruselas les apoye en una compra centralizada de gas tras la experiencia de la compra de vacunas. Ante un posible recorte del suministro de gas, creen que es mejor actuar como un único interlocutor ante Rusia y Argelia. Veintisiete ofertas por el mismo suministro podría disparar aún más el precio en lo que, los expertos, ya consideran como un invierno complicado. Sin embargo, Bruselas no incluye la compra centralizada de gas en el informe de medidas a medio y corto plazo que han presentado ante el Parlamento Europeo.

Éste memorándum pide a los Gobiernos no "perturbar nuestra transición a largo plazo ni las inversiones en fuentes de energías". Lo que supone una crítica velada a las propuestas de Ribera. La Comisión prefiere que las medidas se centren en "hogares desfavorables" y que sean "fácilmente ajustables en primavera, cuando se espera que la situación se estabilice".

Hay otra propuesta de Sánchez que el Gobierno español espera que tenga respaldo: acabar con "la especulación" en la compra de emisiones de CO2. Es otra de las propuestas estrella y que podrían respaldar varios países del sur. Aunque desde el Gobierno descartan que vaya a haber encuentros bilaterales, de Sánchez con otros jefes de Ejecutivos europeos, para tratar exclusivamente este tema y recabar así más apoyos. Sí reconocen como un éxito español que las conclusiones de la Comisión apunten a un Consejo de Ministros de energía de la UE para tratar este tema.

El Gobierno se reafirma en la bajada

Pese a los problemas, el Gobierno se reafirma en su promesa de que a final de año, la factura de la luz se situará a niveles de 2018. Este miércoles insistía en ello la Ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera mientras responsabilizada al PP del alza por "el impuesto al Sol" o diseñar una subasta "con precio suelo máximo en vez de incentivar beneficios al consumidor". Por su parte, Pedro Sánchez mantenía este martes, en el Senado, que "gracias a la reducción del 61% de los impuestos y del 50% de los costes fijos que está adoptando el Gobierno" los ciudadanos pagarán lo mismo que en 2018.

Polonia, otro frente

Otro tema que, se espera que centre la atención del Consejo Europeo, es el desafío de Polonia al sistema judicial comunitario. El Gobierno polaco insiste en que ellos no se quieren ir de la Unión Europea pero otros países, más beligerantes con Varsovia, lo ponen en duda. España se alineará con la Comisión europea y le mostrará su total respaldo.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Historia