Menú

Dolores Delgado dimite como fiscal general del Estado

A pesar de las polémicas, la ministra de Justicia, Pilar Llop, se esfuerza en subrayar que "la renuncia se debe exclusivamente a razones médicas".

A pesar de las polémicas, la ministra de Justicia, Pilar Llop, se esfuerza en subrayar que "la renuncia se debe exclusivamente a razones médicas".

La fiscal general del Estado, Dolores Delgado, ha presentado este martes su dimisión, tal y como han confirmado la Ministra de Justicia, Pilar Llop, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. A pesar de las constantes polémicas en las que se ha visto envuelta, Llop se ha esforzado en subrayar en varias ocasiones que "la renuncia se debe exclusivamente a razones médicas",

Delgado se había incorporado hace apenas unas semanas tras una baja médica por una operación en la columna vertebral, que la ministra no ha dudado en explicar con todo lujo de detalles para disipar cualquier duda sobre la versión oficial de su renuncia. "La fiscal general del Estado tiene, como ella misma me ha manifestado, la espalda rota y, además, tiene dos hernias discales -ha concluido Llop-. Los médicos le han recomendado tranquilidad, evitar tensiones y le han advertido de que su salud esta en riesgo".

Incapaz de asumir sus funciones

Tal y como ya se subrayaba en el propio escrito remitido por la Fiscalía a los medios de comunicación, la ministra ha hecho hincapié en "lo difícil de una decisión en la que ha tenido que conjugar su inequívoca vocación de servicio público con un alto sentido del deber y responsabilidad".

El pasado 20 de abril, la hasta ahora fiscal general del Estado se sometió a una intervención de urgencia "con una columna muy afectada que obligará a nuevas intervenciones quirúrgicas", por lo que dice haber llegado a la conclusión de que "no se encuentra en las condiciones físicas exigidas para tan alta función".

Un sorprendente balance

A pesar de las numerosas polémicas en las que se ha visto envuelta, Delgado asegura que "el balance de estos dos años y medio de mandato es satisfactorio". Según reza el comunicado hecho público por la Fiscalía, "se han cumplido los objetivos del proyecto, en el que se han logrado hitos históricos para la carrera fiscal y la justicia española y un cambio de paradigma en la Fiscalía centrado en la transparencia, los valores democráticos, los derechos humanos, la perspectiva de género y la protección de los más vulnerables".

La propia ministra de Justicia -obviando los audios de Villarejo, el polémico caso Stampa o el escándalo de la Fiscalía de Menores- también se ha limitado a asegurar que "muchos son los logros que se han conseguido con Dolores Delgado como fiscal general del Estado". Entre ellos, ha destacado la aprobación del reglamento de la carrera fiscal, un código ético, el incremento de plazas o la reorganización de la Fiscalía. "Se ha logrado prácticamente la paridad", ha presumido. Asuntos, todos ellos que, sin embargo, sus propios compañeros minimizan a la hora de compararlos con la degradación de la imagen de la institución a la que ha contribuido durante su mandato.

Temas

En España

    0
    comentarios