Menú

Irlanda ratifica en un segundo referéndum el Tratado de Lisboa

Irlanda ha ratificado en referéndum el Tratado de Lisboa con un 67,1% de los votos, según la Comisión del plebiscito. La participación fue del 58%. Barroso ya ha dado las gracias al país por haber apoyado el texto esta vez tras el rechazo de 2008.

EUROPA PRESS
0

Irlanda ratificó en referéndum el Tratado de Lisboa, trascendental para el futuro de Europa, por una mayoría del 67,1 por ciento, según confirmó la Comisión del plebiscito.

Según datos oficiales, los votos negativos alcanzaron el 32,9 por ciento y el participación llegó hasta el 58 por ciento, cinco puntos más que en la consulta de 2008, cuando el texto comunitario fue rechazado por el 53,4 por ciento de los votantes.

Siete años antes, los irlandeses ya se opusieron en un referéndum al Tratado de Niza, aunque lo acabaron aprobando en una segunda consulta popular un año después con casi un 63 por ciento de sufragios a favor.

Los resultados finales de las 43 circunscripciones del país reflejan un espectacular giro en la intención de voto del electorado, con un incremento del 20 por ciento en el bando del "sí" respecto a 2008.

Sólo dos distritos electorales, ambos en el remoto condado noroccidental de Donegal, dieron la espalda al Tratado, clave para la reforma de una Unión Europea (UE) ampliada, En otras circunscripciones, como la de Dublin-Sur o Dun Laoghaire, el apoyo hacia el documento llegó hasta el 82 y 81 por ciento, respectivamente.

Según los expertos, este significativo aumento en los porcentajes de la campaña del "sí" estuvo propiciado, entre otros factores, por la alta participación y por la intensa campaña del Gobierno y todos los partidos con representación parlamentaria, excepto el Sinn Fein.

El ministro irlandés de Asuntos Exteriores, Michéal Martin, también atribuyó el éxito al cambio de estrategia de los políticos, tanto en Dublín como en Bruselas, para comunicarse con la ciudadanía y explicar el complejo contenido de un documento comunitario.

En este sentido, dijo, los irlandeses acudieron a las urnas sabiendo esta vez que el Tratado de Lisboa no pone en peligro la independencia del país para legislar asuntos como el aborto o el divorcio, para mantener su política fiscal y para salvaguardar su tradicional neutralidad.

"Bueno para Irlanda"

El ministro de Asuntos Exteriores, Michéal Martin dijo a la Radiotelevisión Irlandesa (RTE) que se sentía "contento por el país", que había rechazado el texto comunitario en la consulta de 2008. "Parece que ha sido una victoria convincente para la campaña del 'sí'. Esto es bueno para Irlanda", añadió el titular de Exteriores en base a los primeros recuentos de las urnas.

Acto seguido, el grupo católico Cóir, uno de los más prominentes en la campaña del "no", declaró que el electorado de este país parece haber dado su visto bueno en las urnas a la reforma de la Unión Europea (UE) bajo los términos del Tratado.


"Parece que el resultado ha sido 'sí'", reconoció su portavoz, Richard Green, un conocido activista contra el aborto que ha denunciado el supuesto efecto negativo que tendrá el texto comunitario sobre las condiciones y derechos de los trabajadores irlandeses y europeos.

Cóir, junto a una coalición de grupos pacifistas y de izquierda, sostiene que el Tratado también pone en peligro la tradicional neutralidad de Irlanda, su independencia fiscal y su soberanía sobre leyes relativas al aborto, la eutanasia o el divorcio.

En esta última cuestión, la agrupación ha chocado de frente durante la campaña del plebiscito con la influyente Iglesia Católica irlandesa, que ha pedido el 'sí' al no encontrar motivos "ni éticos ni morales" para rechazar el Tratado de Lisboa.

En cuanto a la participación, las autoridades temen que el dato oficial confirme una baja asistencia a las urnas en gran parte del país, de en torno al 50 por ciento de media. En cambio, según el diario 'Irish Times', se ha notado un aumento de la participación en ciudades como Dublín y Munster en comparación a la convocatoria del año pasado.
 
"Gracias, Irlanda"

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, manifestó su satisfacción por la aprobación del Tratado de Lisboa en el referéndum celebrado el viernes en Irlanda.

"El mensaje de hoy es simple: gracias, Irlanda", afirmó Barroso. "El sí ha demostrado que el pueblo irlandés quiere pertenecer al corazón de Europa y reconoce el papel de la UE ante la crisis", dijo. El resultado de hoy "nos dice que cuando se explica convenientemente Europa, la gente nos apoya", apuntó.

Barroso también se refirió al procedimiento formal de ratificación en Polonia y República Checa. "Espero que los procedimientos necesarios de entrada en vigor se concluyan lo antes posible en Polonia y República Checa", indicó antes de recordar que "el Parlamento soberano de República Checa ya ha aprobado el Tratado", por lo que el Tratado está "democráticamente aprobado".

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 6 comentarios guardados

    Servicios