print
SE INVESTIGA SI FUE EL ASESINO DE ISAÍAS CARRASCO

Arkaitz Goikoetxea fue el etarra que avisó a la DYA del coche-bomba de Calahorra

Las Fuerzas de Seguridad han identificado al pistolero a sueldo de ETA Arkaitz Goikoetxea, integrante del grupo Vizcaya de la organización terrorista, como el individuo que alertó telefónicamente a la DYA de la colocación de un coche-bomba junto al cuartel de Calahorra.

Noticia publicada el 26-03-2008

L D (Agencias) Huído desde 2003, de 27 años de edad y natural de Baracaldo, Goikoetxea tiene una amplia trayectoria en terrorismo callejero entre 1995 y 2005, incluidos ataques a patrullas policiales. Goikoetxea tiene un fuerte acento nasal que conocen los agentes antiterroristas desde su época de terrorista callejero. Además, posee elementos característicos como una cicatriz en el labio superior y la falta de varios dedos de una mano por la explosión de un artefacto casero.
  
El hecho de que Goikoetxea fuese el autor de la llamada reafirma la hipótesis de que el atentado de Calahorra sea obra del grupo Vizcaya, integrado por uno o dos pistoleros a sueldo y una red más o menos amplia de etarras no fichados, probablemente divididos en dos subgrupos. En el atentado de Calahorra participaron un mínimo de cuatro personas, entre los dos autores del secuestro a la pareja dueña del coche utilizado en el atentado, el encargado de desplazarlo de Álava a La Rioja y, probablemente, el ocupante u ocupantes de otro vehículo que habría actuado de lanzadera.
  
Ahora resta confirmar si Goikoetxea es el individuo que descerrajó cinco disparos contra el ex concejal de Mondragón Isaías Carrasco. Aquel individuo llevaba barba postiza y se tienen dudas sobre su verdadera altura, ya que las pruebas de balística indican que se trataría de alguien que supera en poco el metro setenta, siempre que no hubiera disparado con las piernas flexionadas, como haría alguien entrenado. Goikoetxea no alcanza el metro ochenta.
  
Identificados
  
Arkaitz Goikoetxea y Jurden Martitegi fueron identificados por las Fuerzas de Seguridad como autores de varios atentados tras la tregua y sus fotografías se distribuyeron profusamente, por lo que se sospechaba que podían haber huido a Francia y haber sido sustituidos por otros pistoleros a sueldo.
  
En concreto, Goikoetxea fue identificado como el joven que saltó la tapia de la comisaría de la Ertzaintza en Zarautz el 25 de septiembre de 2007. Junto a Martitegi está considerado el presunto autor del atentado trampa perpetrado por ETA en el juzgado de Guecho (Vizcaya) el 11 de noviembre de 2007. El departamento vasco de Interior identificó a los dos terroristas de ETA tras examinar las cintas de seguridad y los explosivos del atentado frustrado, tarea en la que dos artificieros de la Ertzaintza resultaron heridos.
  
Según datos de la Consejería Interior del Gobierno Vasco, Goikoetxea y Martiategui también habrían participado en la colocación de la furgoneta-bomba con la que el 24 de agosto ETA atentó contra un cuartel de la Guardia Civil en la localidad vizcaína de Durango. El atentado causó heridas leves a dos agentes y cuantiosos daños materiales, tanto en el cuartel como en las viviendas cercanas. Fue, tras varias intentonas desbaratadas por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, la primera acción de ETA después de anunciar en junio el fin de la tregua.



Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados