Menú
Con tu apoyo hay más Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustración Liberal
  • Eventos

Gracias a Rajoy, los golpistas vuelven a tomar la Generalidad

Cataluña vuelve a estar sometida a un 'gang' de liberticidas de la peor especie, liderados por un indeseable racista, que pueden acabar desencadenando un muy grave conflicto civil. La responsabilidad de Rajoy es tremenda.

0

Las previsiones se confirmaron y el indeseable Quim Torra ya es presidente de la Generalidad de Cataluña gracias a la abstención técnica de los cuatro diputados de la CUP, pero sobre todo a que Rajoy no ha querido impedir semejante desafuero recurriendo ante el Tribunal Constitucional el voto delegado de los golpistas prófugos Carles Puigdemont y Toni Comín.

Se llega así al vergonzoso hecho de que una región española va a estar dirigida por un personaje que ha medrado gracias a su repugnante hispanofobia, y que se declara dispuesto a cualquier cosa con tal de llevar a término el golpe de Estado separatista. Torra, marioneta dirigida por Puigdemont desde Alemania, no engaña a nadie y ya ha dejado claros sus planes: convertir nuevamente en presidente a su execrable amo, sustituir las instituciones democráticas por asambleas integradas únicamente por separatistas y abrir un proceso constituyente para proclamar la república catalana.

Lo tremendo es que este infame fanático va a tener a su disposición toda la Administración pública catalana y un presupuesto de 56.000 millones de euros. Si durante la aplicación del artículo 155 de la Constitución no se ha puesto fin al secuestro del sector público catalán por parte de los separatistas, es fácil suponer lo que puede ocurrir una vez estén de nuevo en sus manos los presupuestos y los demás resortes del poder.

Cataluña vuelve a estar sometida a un gang de liberticidas de la peor especie, liderados por un indeseable racista, que pueden acabar desencadenando un muy grave conflicto civil. La responsabilidad de Mariano Rajoy, que ha preferido entregar Cataluña a los peores enemigos de la propia Cataluña a cambio de garantizarse unos meses más en la Moncloa, es tremenda. Esta traición lo invalida definitivamente para seguir presidiendo el Gobierno de la Nación.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios