Menú

Camille Vasquez, el arma de Johnny Depp para vencer a la inquisición del #MeToo

Repasamos algunas de las claves que han llevado a Johnny Depp a ganar a Amber Heard en el juicio más mediático de la historia reciente.

Repasamos algunas de las claves que han llevado a Johnny Depp a ganar a Amber Heard en el juicio más mediático de la historia reciente.

Tras semanas de atención mediática, Johnny Depp ganó el juicio por difamación contra su ex, la también actriz Amber Heard, aunque el jurado consideró que su parte había difamado a Heard en una ocasión. Depp, no obstante, solo tendrá que pagar a Heard dos millones de dólares frente a los más de 10 que tendrá que abonar ella —eran 15 según el jurado pero la jueza lo ha rebajado—, dejando al famoso "Jack Sparrow" en una posición mediática más ventajosa tras un calvario prolongado durante años.

Un juicio público que desde el principio congregó la atención de todos los medios y los fans de los actores. Las redes sociales se mantuvieron absolutamente divididas durante todo el proceso, que se alargó durante semanas, con los seguidores del protagonista de Piratas del Caribe clamando por su inocencia, y todos los resortes mediáticos del #MeToo apostando por la absoluta inocencia de la actriz.

Pese a las predicciones, Johnny Depp se alzó como ganador moral en un juicio en el que, no obstante, no se decidía si maltrató a Amber Heard, tal y como asegura ella, sino quién difamó a quién en los medios. En este sentido, el resultado del juicio favorable a Depp —quien de todas formas tendrá que afrontar su propia travesía del desierto en cuanto a reputación personal y profesional— se apoya en diversos elementos.

En primer lugar, el jurado determinó que tres frases escritas por la actriz en el texto que originó la demanda, una columna de Heard en The Washington Post, difamaban a Depp. Heard no nombraba al actor en el texto pero se sobreentendía que aludía a él y así lo entendió también el jurado ante frases "contra la violencia" sexual", el "abuso doméstico" y "la ira contra las mujeres que hablan". Heard también sostenía en la columna que "las instituciones protegen a los hombres acusados de abuso".

Otro factor fue la estrategia de Amber Heard durante el proceso. Ya desde el principio diversos medios y observadores se percataron de las tácticas de desgaste psicológico de la actriz de Aquaman, que comenzó a vestir imitando los looks de Johnny Depp y que en un momento dado mencionó a la ex del actor, Kate Moss, ante el jurado popular, debido a un rumor de hace años según el cual Depp habría tirado a la modelo por las escaleras. El equipo del intérprete de Jack Sparrow aprovechó la ocasión y llamó a declarar a Moss, que desmintió tajantemente esa situación y alabó la conducta posterior de Depp tras el accidente. Por otro lado, lo contundente de los hechos —Heard defecó en la cama del actor y le arrancó un pulgar— tampoco hablaron demasiado a su favor.

La abogada estrella Camille Vasquez

En este sentido, la abogada colombiana de Depp, Camille Vasquez, se ha convertido en otra pieza fundamental del proceso, captando la atención de la opinión pública y estableciendo una cercanía con el actor que ha llevado a especular incluso con la posibilidad de un romance entre ambos. Multitud de vídeos y fotografías difundidas en redes muestran la buena sintonía personal entre actor y abogada, dando lugar a todo tipo de rumores que ninguno de ellos se ha molestado en negar.

Vasquez, de la firma Brown Rudnick, se hizo famosa dentro del proceso mediante un vídeo en el que no cesa de interrumpir a la abogada de Amber Heard repitiendo "protesto". Un documento que ha sido reproducido varias decenas de millones de veces en internet y que ha llevado a la colombiana a convertirse en una de las abogadas de litigios más reputadas de su país.

Su nombre ahora adorna camisetas y ocupa hashtags de internet, un hecho reforzado por su condición latina: en EEUU solo un 2% de ellas trabajan en la profesión legal, lo que ha convertido a Vasquez en todo un icono.

Finalmente, el contenido de los propios relatos de los actores, con Heard creando una imagen de luchadora por las mujeres, sedujeron en distinta medida al jurado compuesto por hombres y mujeres. Las adicciones de Depp, sobradamente conocidas, sirvieron al actor para entonar un mea culpa y agachar la cabeza ante todas las personas que le han tratado de ayudar a superar las mismas. Por otro lado, el testimonio de psicólogos convocados por el equipo legal de Depp, y que mencionaron el diagnóstico psicológico de su expareja — trastorno de personalidad límite y trastorno histriónico de la personalidad— resultaron igualmente contundentes.

Temas

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso