Menú

'Gran Hermano Dúo' consagra y se venga de María Jesús Ruiz

¿Sensible, intensa o falsa? Sea como sea, María Jesús se impuso con comodidad a Kiko en un concurso dominado por sus polémicas.

0
'Gran Hermano Dúo' consagra y se venga de María Jesús Ruiz
María Jesús Ruiz gana GH | Telecinco

Tras 13 semanas y mas de noventa días en la casa de Guadalix, María Jesús Ruiz se alzó con la victoria de este primer Gran Hermano Dúo frente a su gran rival, un Kiko Rivera que logró romper en pedazos su particular maldición: la de durar más bien poco en los realities donde participa.

La noche comenzó con un bien repartido 55,7% y 44,3% de votos, un porcentaje hasta cierto punto igualado para los dos finalistas. Casi cuatro horas de televisión más tarde, quedaba claro el reparto de papeles entre los dos finalistas: toda la plana mayor de GH arremetió contra María Jesús, interpretando el papel de víctima, mientras Kiko Rivera se hacía con el papel de hombre falible pero sincero... que le dejó a las puertas del maletín. Al final, Gran Hermano se vengó de María Jesús, pero a la vez la consagró como ganadora indiscutible.

Con Albalá y Juanmi fuera en la primera parte de la final, la del miércoles, la final-final se centró primero en la Miss, que recibió la visita de su madre dentro de la casa. Nada comparado, por supuesto, con lo que iba a pasar con Kiko Rivera, con la recién fichada por Mediaset Isabel Pantoja ingresando en la casa para saludar a su hijo. Pero eso es otra historia.

Es el final de un concurso muy movido para María Jesús Ruiz, que se ha sobrepuesto a los continuos escándalos con Julio Ruz, primero, y Antonio Tejado, después, con quien poco antes de odiarse protagonizó escenas candentes. En todos ellos, acusaciones cruzadas de malos tratos de diversa índole, con muchos espectadores reprochando a la Miss España 2004 el medrar gracias a sus parejas y, a la vez, someterse a los dos hombres que la han acompañado.

Ella, no obstante, ha sido uno de los constantes motores del nuevo evento de Telecinco, un VIP por parejas con una dinámica levemente distinta, al menos durante su primera mitad. El concurso fue suyo, pese a los momentos cumbre de Kiko Rivera, entre ellos una sincera confesión personal que explicó muchos de sus avatares del pasado, el de sus graves adicciones y la posterior desintoxicación. Su "tête à tête" frente a la modelo una vez los dos llegaron al plató dejó en muy buen lugar al hijo de Pantoja, que leyó la cartilla a una eternamente ofendida María Jesús.

"Mentirosa y exagerada", así la calificó Kiko Rivera tras ver los vídeos del confesionario de María Jesús, en los que la modelo mostró una opinión muy distinta a la que manifestaba a la cara. El decepcionado hijo de Pantoja hurgó en la herida, pero se contuvo para "disfrutar de la final con mi gente". Al fin y al cabo, debía de esperarse la doble cara de su competidora, empeñada en ejercer el papel de víctima.

Pero la opinión del Dj ("ella es mentirosa y falsa") quedó clara y diáfana. "Hay límites. Tocas algunos temas que se deben tocar", dijo, sacando a colación la falta de escrúpulos de María Jesús, en cómo no ha dudado en parapetarse en supuestos malos tratos para hacerse notar y en la clásica doble cara del estratega en GH.

"No la he querido y ahora no la quiero nada. Yo he jugado limpio, jamás he pasado ninguna línea", recriminó Kiko a María Jesús, asegurando de paso no haber utilizado su vida personal anterior a la casa para perjudicar a su rival. "Soy mucho más educado que tú", dijo a una ofendida María Jesús, que se la devolvió aparentemente sorprendida: "Tú tampoco me gustas".

El odio sincero entre ellos era palpable, se podía incluso respirar. Más tarde, Kiko espetaría que "para bien o para mal", él es "famoso de cuna, y tú lo has buscado", obligando a María Jesús a suspirar hondo para no explotar. Como la definió su competidor, "una gran actriz".

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco