Menú

Cómo leemos, cómo creamos, cómo somos libres

Neil Gaiman condensa en El arte importa (Destino) sus reflexiones sobre la imaginación y la creatividad y su poder para transformar el mundo.

0
Neil Gaiman condensa en El arte importa (Destino) sus reflexiones sobre la imaginación y la creatividad y su poder para transformar el mundo.
Detalle de la portada 'El arte importa' | Destino

"La creatividad no se gasta. Cuanta más usas, más tienes", dijo Maya Angelou, gran poeta estadounidense y autora de Sé por qué canta el pájaro enjaulado. Se le atribuye a Albert Einstein –no sin ciertas dudas– aquello de "la creatividad es contagiosa, pásala". Mucho se ha teorizado sobre este concepto y su imprescindible implicación en la resolución de problemas y en la propia evolución del hombre. En los últimos años, han destacado las reflexiones de Neil Gaiman (Portchester, 1960), novelista, escritor de cómics, guionista de cine y poeta. "Son los individuos quienes crean el futuro, y lo hacen imaginándose que las cosas pueden ser de otra manera", defiende el inglés, dispuesto a pregonar los beneficios del arte, la creatividad y la lectura para alcanzar la libertad.

el-arte-importa.jpg

Gaiman firma El arte importa (Destino), un libro en el que vuelca algunos de los preceptos más interesantes de sus conferencias, manifiestos y artículos, un compendio de reflexiones sobre cómo el arte puede cambiar el mundo y a nosotros mismos —con ilustraciones de Chris Riddell—, orientado, sobre todo, a los más jóvenes. "Las ideas surgen de donde uno no se lo espera, como las malas hierbas, y controlarlas es igual de difícil", sostiene.

Reúne en un solo volumen cuatro de piezas: "Credo", un manifiesto a favor de la libertad de expresión escrito tras el atentado a la revista Charlie Hebdo; "Haced buen arte", su estimulante discurso de 2012 para los recién graduados de la Universidad de las Artes de Philadelphia; "Cómo montar una silla", un poema sobre el placer de construir algo con tus propias manos; y "Por qué nuestro futuro depende de las bibliotecas, de la lectura y de soñar despiertos", una cruzada a favor de estos espacios y la puesta en valor de la ficción.

El autor, con experiencia sobradamente demostrada en aquello de ser creativo, ha explorado los principales formatos y géneros, publicando literatura adulta, juvenil, young adult, fantástica, cómic y cine. Son suyos títulos como Mitos nórdicos o los adaptados a la televisión American Gods —desarrollada por Bryan Fuller y Michael Green— y Buenos presagios, con Michael Sheen y David Tennant en los papeles principales.

arte-importa-ilustracion.jpg

El arte importa es un canto de ilusión, esperanza y optimismo. El inglés expone todo aquello que le hubiera gustado saber cuando comenzó y comparte los mejores consejos que le han dado nunca —y que ignoró por completo, confiesa—. Habla de la consecución de metas: "Sabía que mientras siguiera caminando hacia la montaña, iría por el buen camino". Del esfuerzo: "Aprendí a escribir escribiendo". Sus expectativas: "Necesitamos bibliotecas. Necesitamos libros. Necesitamos ciudadanos educados". Y sus súplicas a los que vienen tras él: "Haced el mundo un lugar más interesante por estar en él".

Gaiman cuenta con numerosos reconocimientos en todos los ámbitos en los que ha trabajado y ha sido galardonado con el Austrian Prix Vienne, Bram Stoker, Eagle, Harvey, Haxtur o cinco Premios Hugo.

Neil Gaiman. El arte importa. Ilustraciones de Chris Riddell. Destino, 2020. 112 páginas.

En Cultura

    0
    comentarios

    Servicios