Menú

Valenciano admite que el PSOE está, "desde luego, en un momento malísimo"

Ferraz pide "no dejarse llevar por la ansiedad" porque "cambios en la dirección conllevarían un ciclo de inestabilidad permanente en el PSOE".

0

Con twitter echando humo con las primeras críticas y cada vez más socialistas exigiéndole su dimisión, Alfredo Pérez Rubalcaba ha seguido oculto este lunes en su despacho de la cuarta planta Ferraz en un nuevo lunes negro para el PSOE. En contra de los cánones, no se celebró Ejecutiva post-electoral ni fue Rubalcaba quien, como hiciera tras las andaluzas y asturianas, compareció ante los medios de comunicación. En su lugar, una compungida Elena Valenciano fue la encargada de dar la cara para admitir "el retroceso importante" que "va a abrir una profunda reflexión" en el partido. "Con serenidad y sin excusas, para hacer todos los cambios que sean necesarios para superar esta situación" porque "no caben decisiones cosméticas ni superficiales".

En contra de lo que pudiera deducirse de estas palabras, esto no conllevará en ningún caso dimisiones de "ningún cargo orgánico del partido" En palabras de la número dos del PSOE, "Tenemos un compromiso con nuestra tarea y nuestro mandato y vamos a cumplir con las dos cosas". Fuentes de la dirección federal aseguran que no es posible cambiar los cargos orgánicos en este momento: "eso conllevaría una inestabilidad permanente en el PSOE. No podemos dejarnos llevar por la ansiedad".

"No se trata de deslumbrar sino de convencer aunque lleve más tiempo", dijo la vicesecretaria general del PSOE. Explicó que, tras el segundo gobierno socialista "empezó un ciclo electoral negativo que todavía no ha terminado. Somos conscientes de que estamos obligados a recuperar la confianza de los ciudadanos, es preciso ir más deprisa y más a fondo". Entre las medidas que emprenderá estará "acelerar" la presentación de "propuestas alternativas", lo que supondrá adelantar el calendario previsto, con la celebración el próximo lunes de la Ejecutiva federal, tras la cual comparecerá Rubalcaba. El objetivo será poner fecha al consejo territorial y celebrar un comité federal "antes de final de año".

"No tenemos un plan mejor", aseveró Valenciano quien desveló, en el turno de preguntas que "nadie ha planteado" la dimisión de su líder en la reunión, ni en boca del propio Rubalcaba ni en la de ninguno de sus compañeros. "El PSOE ha celebrado un congreso hace sólo ocho meses. Cuando ganamos el Congreso, sabíamos que no íbamos a gobernar tiempos fáciles. No nos parece que sea momento de abandonar las responsabilidades, sino, tal vez, de de asumirlas con más fuerza", ha añadido descartando de plano cambio alguno en la cúpula de la formación. 

Preguntada por este diario por las declaraciones de socialistas como Juan Fernándo López Aguilar, que califican este momento como "el peor" en 35 años, Valenciano ha contestado que no sabe "si es el peor, pero desde luego es malísimo. Juan Fernando en esa reflexión dice toda la verdad". Tras esto, ha reiterado que la voluntad de su equipo es mantenerse al frente del PSOE, porque "el ciclo negativo lo tenemos que cambiar nosotros". Tampoco quiso concretar cuánto durará este ciclo electoral negativo, pero afirmó que "claro que la Ejecutiva podrá aguantar los tres años de legislatura porque el ciclo negativo no va a durar tres años".

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Tienda LD