Menú

Farruquito ingresa en prisión

El bailaor fue detenido tres años antes implicado en un atropello que causó la muerte a un hombre en Sevilla. Fue condenado a tres años de cárcel.

0

Tal día como hoy, 16 de enero, pero de 2007, Libertad Digital llevaba en su portada que "Farruquito ingresa en prisión tres años después de atropellar mortalmente a un hombre en Sevilla". El bailaor fue condenado en septiembre de 2006 por la Audiencia Provincial de Sevilla a dos años de cárcel por homicidio imprudente en concurso con un delito contra la seguridad en el tráfico, y a un año más por omisión del deber de socorro.

Juan Manuel Fernández Montoya "Farruquito" atropelló y causó la muerte a Benjamín Olalla, de 35 años, la noche del 30 de septiembre de 2003, cuando circulaba a mayor velocidad de la permitida y sin tener ni carné de conducir ni seguro en el coche. Además, el bailaor no se detuvo a auxiliar a la víctima, que falleció, y llevó el coche siniestrado a un taller de Málaga para que lo repararan sin que lo relacionaran con los hechos.

Hasta el 27 de marzo de 2004 no se detuvo a Farruquito ya que en un principio se creyó que el presunto autor del atropello era su hermano de 15 años. De hecho, fue el hermano menor del artista quien se confesó culpable del atropello ante la Policía Nacional pero por entonces unas escuchas telefónicas de la Policía indicaron que el bailaor había cometido el atropello.

Tras su detención, el artista dijo que para él había supuesto "una liberación que se haya descubierto la verdad". Su abogado dijo que Farruquito estuvo "mal aconsejado" cuando decidió culpar a su hermano. Más tarde, el propio artista reconoció que toda la responsabilidad por haber ocultado la verdad fue suya y no de las personas que le aconsejaron.

Además explicó que estaba "totalmente arrepentido" del atropello en el que mató a un hombre y afirmó que comprendía que la familia de la víctima le viera como un diablo aunque, según él, huyó porque "el pánico se apoderó de mí". Antes había dicho que no hubo omisión del deber de socorro porque tras el accidente "miró por el retrovisor, vio que la víctima se puso de pie y que tenía a otras personas alrededor", por lo que "no dejó a la víctima desamparada".

 Hasta el 3 de julio de 2005 no comenzó el juicio contra el bailaor y otras cinco personas acusadas de encubrirle en el atropello. El 5 de septiembre de 2006 la Audiencia Provincial de Sevilla condenó a tres años de prisión a Farruquito. Aún así, el fiscal de la Audiencia pedía elevar la pena a cuatro años y un mes de prisión, al considerar que el artista "ha mentido descaradamente antes, durante y después" del juicio.

En una entrevista concedida en TVE, pidió perdón a la familia de la víctima y casi al final de la misma aseguró que la peor condena es su propia conciencia. Además, reconoció que era justa la pena y que el accidente le dejó unos recuerdos que, según él, le van a perseguir siempre. Por último confesó que lo que peor llevaba era que la gente y los medios de comunicación le hubieran condenado y creía que a esa percepción en la sociedad se debía a su raza gitana.

El 24 de marzo de 2008 al artista consiguió el tercer grado por lo que sólo tendría que ir a la prisión Sevilla-II a dormir. Desde enero de 2009 se encontraba en libertad condicional y se le retiró la pulsera telemática que estaba obligado a llevar y un año más tarde liquidó su condena de tres años de cárcel. Un año después, lejos de arrepentirse por su forma de conducir, la cadena de televisión Cuatro emitió un reportaje en el que mostraba a Farruquito bromeando al volante de su coche. A pesar de que el reportaje trató de lavar la cara al artista, se le grabó mientras conduce, con la presentadora del programa en el asiento del copiloto, haciendo bromas con sus amigos que estaban sentados en los asientos traseros del coche.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios