Menú

Ocho concejales de Carmena se van del Pleno para no condenar el asalto de las CUP a la sede del PP catalán

Entre ellos, Mauricio Valiente, responsable del Plan de Derechos Humanos y al que el PSOE pidió a Carmena que le retirara esta competencia.

0
YouTube

Lo propuso el PP, pero fue apoyado por Ciudadanos. Y también por el PSOE, que no quiso esta vez que se repitiera la imagen ofrecida el pasado mes, cuando decidió abstenerse en una proposición sobre Venezuela. De hecho, de aquellos polvos vienen estos lodos. Y no sólo para los socialistas, sino, fundamentalmente, para Mauricio Valiente, tercer teniente de alcalde de Madrid. En dicha votación sobre Venezuela, Valiente fue uno de los seis concejales de Ahora Madrid que decidió votar en contra de todos los puntos, que incluían cuestiones como "exigir a las autoridades venezolanas la inmediata liberación de Leopoldo López, Antonio Ledezma y todos los demás presos políticos actualmente encarcelados en Venezuela".

Se da la circunstancia de que Valiente es también el encargado del Plan de Derechos Humanos aprobado por el Ayuntamiento de la capital. Así, el PP, de la mano de su edil Alicia Delibes, pidió este miércoles que se instara a la alcaldesa a que retirara esta competencia a su número tres.

"Todos sabemos que el señor Valiente es de IU y que ya en algunas ocasiones ha mostrado sus simpatías hacia las dictaduras comunistas; lo que no podíamos imaginar es que quien acababa de ser nombrado responsable del Plan de Derechos Humanos votara en contra de pedir la liberación de Leopoldo López, Antonio Ledezma y casi cien presos políticos de Venezuela", señaló la concejal popular, que recordó cómo él mismo había confesado en una entrevista publicada en El Español que tenía un póster de Lenin en su despacho. No solo eso, este pasado fin de semana Valiente participó en un homenaje a Fidel Castro.

"¿Qué piensa hacer usted, señora alcaldesa? Porque si no retira a Mauricio Valiente la competencia que tiene atribuida para gestionar ese plan todo el mundo entenderá que comparte las ideas del señor Valiente. Si sigue pensando que es la persona más adecuada para supervisar y gestionar el Plan de Derechos Humanos nosotros pensaremos que dicho plan no está inspirado en la carta de Derechos Humanos y Libertades fundamentales de la UE sino que está inspirado en la Constitución chavista de Venezuela, la de 1999", apuntó.

"¡Terror nos da el señor Mauricio Valiente a cargo de los Derechos Humanos del Ayuntamiento de Madrid! porque, ¿qué quiere, convertir al Ayuntamiento de Madrid en Irán, en Corea del Norte, en Venezuela, en Cuba?, preguntó por su parte, la concejal de Ciudadanos, Silvia Saavedra.

Al PSOE se le notó incómodo en esta cuestión. Al menos así lo transmitió su concejal Érika Rodríguez. "Me disgusta profundamente el juego que hace el PP, me disgusta profundamente que utilicen el dolor de otros para sacar rédito político, pero también tengo que decir que con esa postura de voto (sobre Venezuela) nos dio una sorpresa. Me molesta porque es usted el que nos ha puesto en el juego del PP en este caso, es usted el que nos ha obligado a seguirles la corriente. No me gusta en absoluto y no quiero que tengamos que seguir haciéndolo cada dos por tres porque no quiero que se ponga en entredicho el plan de Derechos Humanos".

"Politiquería de garrafón"

Por su parte, Valiente se dirigió a la bancada popular para advertirle de que "no nos vamos a rebajar ni con politiquería de garrafón ni con el ‘y tú más’ al que nos tienen acostumbrados". Según dijo el tercer teniente de alcalde de la ciudad, "los Derechos Humanos no son patrimonio de nadie, por supuesto no son patrimonio de Occidente, que es casi un argumento de vergüenza ajena. Son el resultado de la lucha de los pueblos contra la opresión, contra la intolerancia, contra el oscurantismo muchas veces".

"No nos exijan al resto que nos sumemos a algo que no responde a una defensa de los Derechos Humanos ni una coherencia con las decisiones de Naciones Unidas, sino a una estrategia política, espurea, de violentar la soberanía y el ordenamiento jurídico de un país. Hay que sumarse en todos los casos, pero desde luego no lo voy a hacer sumándome a su estrategia, que no es más que una estrategia macarthista, que lo que pretende es deslegitimar por opiniones", aseguró. Y sentenció después: "Lo que quieren con esta iniciativa es perseguir al que no comulga con su credo neoliberal que comparten muchos de ustedes aquí".

Ausente para no condenar el ataque de las CUP

No obstante, poco después, Mauricio Valiente volvió a ausentarse del Pleno. Lo hizo mientras Manuela Carmena leía una declaración institucional acordada por todos los grupos políticos de condena al asaltado protagonizado por las CUP a la sede del PP en Barcelona. Además de Mauricio Valiente (IU), Carlos Sánchez Mato (IU), Celia Mayer (que concurrió en la lista de Ganemos), Yolanda Rodríguez (IU), Guillermo Zapata, Rommy Arce, Pablo Carmona y Montserrat Galcerán, todos estos últimos integrantes de Ganemos, se ausentaron del hemiciclo local. En el interior del Pleno se quedaron los otros doce miembros de Ahora Madrid.

El edil de Ciudadanos, Sergio Brabezo, denunció en Twitter haber "recibido insultos por parte de algunos concejales de Ahora Madrid".

Los ediles populares aplaudieron y despidieron con la mano a estos concejales mientras abandonaban sus asientos para no estar presentes en el momento en que la alcaldesa leyó que el Pleno "rechaza firmemente la ofensa y la ocupación llevada a cabo por el grupo político Arran (juventudes de la CUP) el pasado día 27 en la sede del PP". El texto al que se adherieron el PP, Ahora Madrid, el PSOE y C's es el mismo que el aprobado en el Parlamento catalán, que reivindica que "el respeto a todas las formaciones políticas democráticas es la base del sistema constitucional". "La discrepancia política e ideológica es la garantía del pluralismo pero la legítima discrepancia no puede ser motivo para justificar la intimidación", recoge el texto aprobado por el Pleno.

La aprobación de esta declaración abre de nuevo la brecha en el grupo municipal de Ahora Madrid, que en el Pleno pasado ya hizo visibles sus divergencias durante la votación de la proposición antes mencionada sobre Venezuela.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco