Menú

De Franco a Hitler

Así es la campaña que nos espera. Por si lo de Franco no funcionara, hay que empezar a probar con Hitler.

El director del CIS ha confesado al diario de Ignacio Escolar el secreto mejor guardado de sus pócimas demoscópicas: a la derecha del PSOE sólo está Hitler. A estas horas todavía no se sabe si el Ministerio de la Verdad de Sánchez ha aplicado el filtro correspondiente a esta noticia. De hecho, cabe la posibilidad de que haya sido difundida por un robot fascista mientras el bueno de Tezanos cuidaba sus azaleas. Porque, de ser verdad, los partidos aludidos deberían estar preparando la Gran Querella contra tamaña barbaridad.

Para los incrédulos, José Félix Tezanos es el director del CIS, un organismo que depende de Presidencia del Gobierno y que se encarga de realizar estudios sociológicos con el dinero de todos los españoles aunque no se lo hayamos pedido. En épocas electorales, al CIS se le atribuye una función de orientación al voto que, personalmente, jamás he entendido, como jamás comprenderé las jornadas de reflexión o la prohibición de publicar encuestas justo antes de unas elecciones. En el siglo XXI y con lo que se presume de "big datas", de sociedad conectada, de redes sociales y hasta de inteligencia artificial a falta de la natural, resulta que hay que guiar al rebaño hacia un redil con forma de urna y sin estímulos oficiales de última hora que puedan trastocar la decisión de cada borreguito. Semanas antes de las grandes citas, el CIS dice que el PSOE barre, que el otro cae, que no sé quién hace sorpasso a no sé qué otro, que el de más allá parece que se recupera y le roba votos al más inesperado… y que cualquier partido que esté a la derecha del PSOE de Pedro Sánchez es nazi. Bueno, no lo dice el CIS sino su director –insisto, si no lo desmiente "Fact Check"– como cosa personal y manteniendo su integridad científica de sociólogo público que nada tiene que ver con el PSOE porque sólo ha sido toda la vida el redactor jefe del socialismo, cuadro oficial del partido desde los años 80 y, últimamente, miembro de la Comisión Ejecutiva del PSOE como Secretario del Área de Estudios y Programas. Reúne, por lo tanto, todos los requisitos posibles para estar, mientras gobierne su partido, al frente de un organismo público que pretende desvelar a los españoles por dónde van sus propias tendencias, lo que piensan aunque no lo sepan todavía.

Pero, ¿qué es lo que ha dicho Tezanos refiriéndose a PP, Ciudadanos y VOX en respuesta a las preguntas de Ignacio Escolar?

El problema ahí son las coincidencias: ¿Por qué se fotografían juntos?, ¿por qué gobiernan en Andalucía juntos? Ellos están en una competencia interna. Eso pasó también en el partido nacional socialista alemán: estuvo fragmentado en varias alas hasta que la famosa noche de los cuchillos largos una de las alas exterminó a los demás. Son tres caras de una derecha que está sesgada hacia las posiciones más extremas.

De ese bloque extraño que han formado no sabemos cuál va a ser el primero. La historia demuestra que, en las competencias hacia la derecha, el partido que al final se impone es el más extremo. Ya lo vimos en Alemania en los años 30.

Los medios no podremos publicar encuestas unos días antes de las elecciones, los políticos tendrán que hacerse fotos jugando a la petanca sin alegorías en la víspera electoral… Pero el director del CIS puede decir cuando quiera que los partidos con capacidad real de echar a su jefe son nazis en pleno proceso de criminal purga interna como sucedió en aquella noche de los cuchillos largos en la que Hitler se quitó de en medio los problemas que, pese a su victoria electoral de 1933, podían ensombrecer su liderazgo. Himmler y Goering culminaron en una sola noche el proceso de eliminación –física– de elementos ambiguos en la órbita del NSDAP, partido nacional socialista obrero alemán, para más señas. A partir de junio de 1934, Hitler ya podía poner en marcha sin obstáculos el plan que convirtió los años 30 en el peor episodio de la humanidad. Según la analogía de Tezanos, cuando los de Colón terminen su particular purga tendremos el nombre definitivo del Hitler redivivo. Todo un sondeo digno de un sociólogo de partido.

Tristemente, la respuesta del clan de los cuchillos largos –así los ve Tezanos– ha sido propia de un viernes por la tarde: vaga. Quizá estén esperando a la verificación del Fact Check al diario de Escolar. Quizá no quieran aparecer juntos ni en defensa propia de cada uno de ellos. Pero lo expresado por José Félix Tezanos es nítido y no soporta interpretaciones alternativas. La gravedad de la analogía –en dos ocasiones la hace– es digna de querella anunciada a bombo y platillo, en conjunto o por separado, con vídeo, comunicado oficial o rueda de prensa. José Félix Tezanos no puede seguir siendo director del CIS a estas horas pero, además y sobre todo, debería responder ante la justicia.

Así es la campaña que nos espera. Por si lo de Franco no funcionara, hay que empezar a probar con Hitler ya que esta semana ha estado de actualidad tras el errático fichaje de VOX, subsanado previa incomprensible queja de "linchamiento". Como de costumbre, si hacemos el ejercicio de invertir los términos de lo sucedido y alguien de la oposición comparara al Partido Socialista Obrero Español con el Partido Nacional Socialista Obrero Alemán, ya no se hablaría de otra cosa.

Libertad Digital recabó este viernes las reacciones de los partidos aludidos que, de momento, parecen acostumbrados a encajar lo que la izquierda les arroje a la cara. No han faltado indignación y adjetivos que dibujan el perfil del sociólogo, sí, pero nada más. Es la norma no escrita que rige la corrección política comúnmente aceptada por el centro derecha.

Todavía están a tiempo pero si ni siquiera en esto quieren estar de acuerdo los atacados, no hará falta el CIS de Tezanos para pronosticar el resultado de las próximas elecciones generales.

En España

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation