Menú

Los 80 de Gloria Steinem

En los 70, Steinem ya era una de las voces más destacadas de la igualdad de sexo.

Rosa Belmonte
0
Gloria Steinem | Cordon Press

El feminismo está viejo. Gloria Steinem ha cumplido 80 años el 25 de marzo. La estadounidense Steinem sigue siendo la figura más destacada del feminismo, al menos la más ventanera, la más conocida fuera de las intelectuales de cámara (de Simone de Beauvoir a Betty Friedan), la que llevan a que se interprete a sí misma en un capítulo de The L Word, a la que HBO dedica un documental (Gloria in her own words). La misma a la que Obama dio la Medalla de la Libertad en 2013, a la vez que la recibían Ben Bradlee y Oprah Winfrey. Podría decir que el equivalente español de Gloria Steinem es Lidia Falcón pero también podría decir que Gloria Camila tiene las cejas espesas.

Ya su abuela había sido presidenta de la Ohio Women’s Suffrage Association de 1908 a 1912. Steinem también es la conejita más conocida desde que en 1963 se pusiera rabito y se infiltrara en el Playboy Club de Nueva York para hacer su conocido reportaje ‘Yo fui una conejita de Playboy’. Luego dijo aquello de que la mujer leyendo el Playboy se siente como un judío leyendo un manual nazi. Sí, hija, sí. Por seguir con animales, a ella se atribuyó la frase que en las camisetas de los 70 decía por delante "Una mujer necesita un hombre" y por detrás, "Igual que un pez necesita una bicicleta". Hasta el año 2000 no desmintió ella la especie en una carta publicada en Time Magazine. La frase era de Irina Dun, periodista y política australiana que se inspiró en un texto filosófico ("El hombre necesita a Dios lo mismo que un pez necesita una bicicleta"). Y la escribió en las puertas de los baños. En los de la universidad de Sidney y en un bar. En todo caso, la frase encerraba la esencia de la autodeterminación, la independencia y la emancipación. Lejos quedaba la imagen de 1914 en la que un policía ayudaba a levantarse a una mujer que iba escoltada por dos hombres. Era una de las detenciones de Emmeline Pankhurts, la primera activista importante de los derechos de la mujer en el siglo XX (y a la que Meryl Streep está interpretando en Suffragette, actualmente en rodaje). Y más atrás todavía está Mary Wollstonecraft, que escribió en 1792 su ‘Vindicación de los derechos de la mujer". Mary, que murió por complicaciones del parto, fue la madre de Mary Shelley. Con lo cual se puede decir que la madre del feminismo es también la madre de la madre de Frankenstein.

En los 70, Steinem ya era una de las voces más destacadas de la igualdad de sexo junto a la propia Friedan o Bella Abzug. En 1971 cofundó ‘Ms’, la primera revista feminista (Ms es esa expresión inventada y reivindicativa que estaba entre el Mrs. y el Miss) y tuvo mucho que ver con el National Women’s Political Caucus, que tenía la misión de incrementar el número de mujeres en la política. La activista y escritora Steinem acabó casándose por primera vez en el año 2000 con el también activista David Bale, padre de Christian Bale. Le duró tres años (se murió). Pero ya se sabe que una mujer necesita un hombre igual que un pez una bicicleta.

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation