Menú

Edurne y las 'ludivines’

En Francia, las 'ludivines' son las novias de jugadores de la Selección.

Rosa Belmonte
2
La cantante Edurne | Cordon Press

En Francia están las ‘ludivines’. Aunque suene a algún tipo de suripanta, son las mujeres y novias de los jugadores de la selección. Un término más bonito que el pasadísimo ‘wags’. Además recuerda a Ludivine Sagnier. Se llaman ‘ludivines’ porque están lideradas por Ludivine Payet y Ludivine Sagna, las mujeres de Dimitri Payet y Bacary Sagna. Si el juego de los bleus es un aburrimiento, el autobús de sus mujeres y novias parece más entretenido. Y también está animada la parte de la grada donde se agrupan vestidas con sus camisetas de la selección y sus hijos tan espantosamente peinados como los padres.

El equipo español puede jugar mejor, pero las mujeres son un muermo. Que vaya Edurne, por Dios. Su representante habló con El programa de Ana Rosa y calificó de machista el linchamiento a la cantante mientras de Gea está concentrado (también es cierto que dio una rueda de prensa el día que salió la noticia de Torbe y el puterío). Pero es verdad que él está más protegido. Uno está trabajando en la Eurocopa y la otra en lo suyo. Actuó el viernes en la Plaza Mayor de Torrejón de Ardoz, el primer concierto desde que se publicó el presunto escándalo. El representante le dice que no dé ninguna explicación, por mucho que se la pidan. Me la imagino ya como todas las ‘good wives’ al lado de los políticos americanos. La pobre tiene que aguantar, según contó su mánager, que todos los días haya cinco coches de paparazzi aparcados en la puerta de su casa. O sea, tu novio se va de putas, en el caso de que se haya ido, y tienes que salir tú a hablar. En todo caso, la cantante está con su novio, con la versión de su novio. Y si puede ir a algún partido irá.

Lo de las chicas de Torbe y De Gea se ha convertido en tema electoral. Después de que Pedro Sánchez dijera no estar cómodo con él como portero titular (y que está del lado de la víctima), Errejón sale con que De Gea "debe dar explicaciones sobre asuntos que como ciudadanos y como españoles nos resultan turbios". Como ciudadanos y como españoles, ahí es nada. Cada vez se publican más cosas y cada vez sabemos menos qué ha pasado ahí. Pero sí tiene razón Errejón con lo de turbio. Tras la muerte de El Pana, todos los obituarios han recordado su famoso brindis en la Monumental de México: "Quiero brindar este toro, el último toro de mi vida de torero en esta plaza, a todas las daifas, mesalinas, meretrices, prostitutas, suripantas, buñis, putas, a todas aquellas que saciaron mi hambre y mitigaron mi sed cuando El Pana no era nadie, que me dieron protección y abrigo en sus pechos y en sus muslos, base de mis soledades. Que Dios las bendiga por haber amado tanto. ¡Va por ustedes!". Pero no todo es tan bonito como esto cuando hablamos de pelanduscas.

En Francia están las ‘ludivines’. Aquí tenemos ‘ludibrines’. Y no le llegan al Pana ni a las medias.

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation