Menú
Rosa Belmonte

El futuro ya no es lo que era

Karin Silveyra, responsable de los horóscopos de ABC, acaba de morir. En España -oficialmente- apenas trabajan 150 astrólogos profesionales. En la imagen, Joan Quigley, astróloga de Reagan.

Rosa Belmonte
0
Karin Silveyra, responsable de los horóscopos de ABC, acaba de morir. En España -oficialmente- apenas trabajan 150 astrólogos profesionales. En la imagen, Joan Quigley, astróloga de Reagan.
Joan Quigley, astróloga de Reagan | Cordon Press

Ha muerto Karin Silveyra (1936-2019). Karin, nacida en Munich, escribía el horóscopo en ABC. Empezó en los Domingos de ABC el 5 de febrero de 1978. Como Carmen Aniorte ha contado en su necrológica, podía faltar cualquier sección pero los lectores se quejaban colapsando el teléfono si en el periódico faltaba su columna de predicciones astrales. Es curioso que haya coincidido su muerte, el pasado día 7 de octubre, con un reportaje posterior de cinco páginas en Mujer Hoy sobre la astrología, la futurología, sus estrellas (las humanas) y la recepción del asunto por las más jóvenes generaciones. Y, claro, que Esperanza Gracia es un icono pop, querido Piscis.

Me entero de que el negocio en Estados Unidos está valorado en 2.200 millones de dólares. También de que en Francia algunas encuestas dicen que más del 50% de las mujeres y el 35% de los hombres creen en la astrología. Que 16 millones de franceses recurrieron en 2018 a alguno de los 100.000 profesionales. En Italia hay 22.000 futurólogos registrados. Pero en España, aunque por la tele nos parezca que hay más que abogados, trabajan 150 astrólogos profesionales. Al menos vinculados a la Sociedad Española de Astrología. Pero se calcula que podría haber entre 2.000 o 3.000. Según el CIS, el 66% de los jóvenes cree en horóscopos y futurólogos. Y el 33% cree que su destino está en las estrellas. Tiene gracia que en España los futurólogos o lo que sean estén tan presentes en la tele. No me refiero a los consultorios de pago sino a los realities. Al maestro Joao, a Sandro Rey. O a la bruja Lola en otros programas. O a María Rosa Cobo en ¿Quién quiere casarse con mi hijo? y en Paquita Salas. Ahí los Javis han visto en ella otro icono pop.

Mucho se rieron de Ronald Reagan, presidente de Estados Unidos entre 1980 y 1988, cuando se supo que preguntaba a Nancy: "¿Qué dice Joan?". Su manera de hacer de Billy Wilder con el cartel en su despacho de ¿Qué habría hecho Lubitsch?. Joan era Joan Quigley, astróloga a la que habían conocido en 1960 y que los asesoraba de manera habitual. Lo desveló su jefe de gabinete. "Casi todos los grandes movimientos y decisiones que los Reagan tomaron durante mi época como jefe de la Casa Blanca (1985-1987) se acordaron de antemano con una mujer de San Francisco, que elaboró los horóscopos para asegurarse de que los planetas estaban en una alineación favorable". Es más, la propia Quigley escribió sus memorias (‘Mis siete años como astróloga de la Casa Blanca para Nancy y Ronald Reagan’, uno de los títulos de libro más explicativos que se puedan encontrar). Sus consejos podían llevar a Reagan a fijar el principio de un acto oficial a las 12.10 cuando era gobernador de California. A fijar fechas para ruedas de prensa o establecer a qué hora debía partir el Air Force One.

Pero no era sólo Reagan. El intelectual François Mitterrand recibía de manera regular en el Elíseo a Élizabeth Teissier. Lo contó después de la muerte del mandatario francés. Le preguntaba por asuntos personales, de salud y por asuntos políticos. Grabó las conversaciones con el consentimiento de Mitterrand, que le consultaba fechas adecuadas. Por ejemplo, para empezar la intervención militar francesa en la Guerra del Golfo (1991). También le preguntó por la fecha para el referéndum del Tratado de Maastricht. En esas conversaciones transcritas leímos: "Una vez me dijiste que había días en los que era mejor hablar y días en los que era mejor no hablar. ¿Cuándo es el siguiente mejor día para hablar? ¿Puedes mirármelo?". Que no hay que ir a María Estela Martínez de Perón y su brujo José López Rega. ¿Y quién dice que Felipe González no tuviera un adivino?

Victoria Abril contó en una entrevista que le tenía mucha fe al horóscopo de ABC. Creía que Karin Silveyra acertaba siempre. Que sabía de verdad de astros y esas cosas. Qué cosas. Otra que sentirá su muerte.

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation