Menú

El Gobierno: no habrá informe hasta estar "100% seguros de qué ocurrió"

El Ejecutivo no pone fecha para el resultado del informe: "Sería aventurado". En esRadio, Pastor pide calma para saber "la verdad de lo que ocurrió".

15
El Ejecutivo no pone fecha para el resultado del informe: "Sería aventurado". En esRadio, Pastor pide calma para saber "la verdad de lo que ocurrió".
La vicepresidenta, con los ministros de Interior y Hacienda, de negro | Moncloa

"No vamos a decir absolutamente nada, nada, hasta que no estemos 100% seguros de qué ocurrió y lo podamos explicar sin miedo a tener que rectificar". De esta forma, el Gobierno ha decretado silencio total sobre las pesquisas abiertas para tratar de dirimir qué originó el accidente de Santiago y si es necesario depurar responsabilidades políticas o técnicas. El Gobierno, conmocionado, no quiere filtraciones de ningún tipo y "si es necesario tardar un día más, se tarda" para que el resultado de las investigaciones sea concluyente.

La vicepresidenta se escudó en esta máxima para evitar apostar por ninguna hipótesis. "En estas cosas quien tiene que opinar son los que saben y quien tiene los datos", contestó al término del Consejo de Ministros. En voz de un alto cargo, "se van a escuchar muchas cosas estos días" y el Ejecutivo se debe mantenerse al margen y esperar al informe del comité de accidentes ferroviarios, cuyo equipo empezó a trabajar "desde el primer momento" con "todos los medios humanos y materiales" al alcance.

Soraya Sáenz de Santamaría tampoco quiso dar una fecha de fin de los trabajos: "Sería muy aventurado. Requería el tiempo que necesitan para averiguar las causas", defendió. Una tesis que también utilizó la ministra del ramo, en el lugar de los hechos desde pocas horas después del trágico descarrilamiento, ante los micrófonos de esRadio: "Es la comisión la que decidirá", insistió Ana Pastor, para dejar claro que "son ellos los que tienen que decirnos la verdad de lo que sucedió".

El Gobierno, de luto

En paralelo a esta investigación, y también a la judicial, el Gobierno escenificó con gran carga emotiva el primer día de duelo nacional. Banderas a media asta en todos los organismos del Estado, también en el palacio de la Moncloa. Dentro de la residencia presidencial, crespones negros. De riguroso luto, una emocionada Sáenz de Santamaría dio inicio a la rueda de prensa recordando a las víctimas y ensalzando la "generosidad" de todo el pueblo español. "Días tan duros como estos tienen que llevar a congraciarnos con lo que es este país y con lo que son sus sentimientos: un pueblo muy solidario, que se vuelca en la desgracia y la tragedia y que arropa a los que sufren", proclamó con voz entrecortada.

"Estoy pasando uno de los peores momentos de mi vida", reconoció Pastor en antena. Y ése es el sentimiento que rezuma el Ejecutivo: junto a la vicepresidenta también comparecieron los ministros de Hacienda e Interior, ambos de negro. Incluso el propio Mariano Rajoy sigue muy afectado, admite Moncloa. Quienes estuvieron junto a él en el lugar de los hechos y el hospital dónde son atendidas la mayoría de víctimas confiesan que fueron "momentos muy duros".

Un luto que seguirá hasta el lunes, cuando está previsto que se celebre un funeral de Estado en Santiago de Compostela. Asistirá el Gobierno, encabezado por Rajoy, y también la Familia Real. El Ejecutivo espera recuperar la normalidad política a partir del martes.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios