Menú

Puigdemont renuncia a ser presidenciable por JxCAT en las elecciones catalanas

El fugado prioriza su escaño en Bruselas y se reservará un puesto simbólico en las listas.

0
El fugado prioriza su escaño en Bruselas y se reservará un puesto simbólico en las listas.
El expresidente de la Generalidad, Carles Puigdemont. | David Zorrakino (Europa Press)

Este miércoles concluía el plazo para presentar candidaturas a las primarias de las siglas de JxCAT y, en una jugada inesperada de última hora, el expresidente catalán fugado, Carles Puigdemont, ha anunciado que finalmente no será el candidato de su partido el próximo 14 de febrero a las elecciones catalanas y que mantendrá, por tanto, su acta como eurodiputado en Bruselas. "La represión española me impide a ser candidato y no lo seré", ha dicho en un video publicado en sus redes sociales donde confirmaba la noticia tras horas de especulación.

Puigdemont no será el candidato a la Generalidad pero sí formará parte de las listas del partido, se reservará un puesto decorativo y además será él quien dirija el proyecto electoral que ahora se tendrá que enfrentar a un proceso de primarias. Consciente de su desgaste, el fugado no lo volverá a intentar con una candidatura simbólica como reclamo asumiendo ante su electorado que no podría ser elegido por el Parlamento catalán —ya fracasó su intento de investidura a distancia en 2018 y 2019– por su situación procesal y priorizará su escaño en Bruselas ya que de esta forma podrá conservar su inmunidad y moverse por toda Europa sin riesgo a ser extraditado.

No es asunto menor el sueldo que se embolsa Puigdemont como europarlamentario pese a estar fugado de la justicia española. El sueldo de un diputado en el Parlamento Europeo es de 8.757,7 euros brutos mensuales sin contar las dietas, además de disponer de hasta 25.000 euros mensuales para costearse asistentes personales. Eso sí, el fugado se enfrentará a partir del próximo lunes al trámite del suplicatorio sobre su inmunidad que podría acabar perdiendo en los próximos meses.

Laura Borràs o Damià Calvet

Las elecciones internas para la designación del candidato de JxCAT a la presidencia de la Generalidad se celebrarán el 28 y 29 de noviembre con dos únicos candidatos confirmados: el actual consejero de Territorio, Damià Calvet –entró en la Generalidad de la mano de Artur Mas en 2010 y acabó rompiendo el carnet del PDeCAT para unirse al proyecto del fugado– y la portavoz de JxCAT en el Congreso de los Diputados, Laura Borràs, imputada por el Supremo en la causa que investiga la adjudicación de varios contratos en la Institución de las Letras Catalanas en su etapa como directora y que nunca ha escondido sus deseos de abandonar Madrid para regresar a Cataluña.

Es Borràs quien cuenta con más apoyos entre la militancia del partido, pero su situación judicial complica sus aspiraciones de llegar a la Generalidad ya que podría acabar siendo inhabilitada. De ahí que sea importante el lugar simbólico que Puigdemont escoja en las listas de resultar Borràs la vencedora en las primarias. Borràs confirmaba este mismo miércoles sus intenciones de dar un paso al frente como posible candidata y el primero en arroparla públicamente ha sido el expresidente Quim Torra con quien mantiene una estrecha relación. JxCAT no hará públicas las candidaturas hasta obtener el visto bueno de la Sindicatura electoral que se reúne este jueves por la mañana. No se descartan nuevos nombres.

En España

    0
    comentarios

    Servicios