Menú
David Vinuesa

¿Valió la pena que Rafa Nadal jugase en el Mutua Madrid Open tras su lesión?

El tenista español no pudo tener la preparación habitual antes del torneo y llegó muy justo.

El tenista español no pudo tener la preparación habitual antes del torneo y llegó muy justo.
Alcaraz y Nadal en su duelo del viernes. | Cordon Press

Siendo realistas y como bien ha comentado el propio Rafa Nadal esta misma semana, el peor torneo que le podía venir al español para regresar a las pistas tras su lesión de costilla en Indian Wells era precisamente este Mutua Madrid Open 2022. Era, sin duda, la peor opción para reaparecer, por la altura y las condiciones de la pista, y si Rafa no quisiese tanto al público madrileño se habría ido directo a Roma sin pasar por la Caja Mágica.

No se ha visto ni de lejos la mejor versión de Nadal en el Estadio Manolo Santana. Solo se vio un atisbo de ello en los primeros sets frente a Kecmanovic y David Goffin, pero ante serbio y belga llegó a pasarlo mal en el segundo y tercer set, respectivamente. De hecho Goffin estuvo a un suspiro de eliminar al cinco veces campeón del torneo en octavos de final. Cuatro bolas salvadas en el tie break, con dos dejadas de genio incluidas, salvaron a Nadal, que nada pudo hacer frente a Carlos Alcaraz en la siguiente ronda.

Nadal no fue el Nadal que todos conocemos ante Carlos. Ojo, eso no le resta nada de mérito a un Alcaraz que voló con los dos tobillos sanos y también cuando uno de ellos le falló en el segundo set. Este chico es un genio. Un portento de la naturaleza tenística y ganó a Nadal justamente. Un príncipe que será rey ganando al vigente dueño de la corona. Eso sí, Rafa no estuvo bien en cuanto a movilidad, profundidad con su derecha y capacidad de resistencia para no quedar sometido ante la potencia de los golpes del murciano o sus estilistas dejadas de maestro.

Por todo esto, la pregunta está sobre la mesa. ¿Valió la pena que Rafa Nadal jugase en Madrid tras su lesión? Para mí sí y creo que para él también. El campeón español necesitaba minutos en pista y en Madrid logró sumar varias horas que le harán coger ritmo de cara al inminente Masters 1000 de Roma y, cómo no, para Roland Garros, su gran objetivo. Además, el cariño de la gente nunca le ha venido mal a Nadal. Tampoco jugar un partido más contra el Alcaraz. Todo suma. Todo sirve para el futuro y nadie como Rafa para aprender de los errores pasados.

Por todo ello sí creo que jugar en Madrid le vendrá bien a Nadal. El manacorí es humilde y no tiene ningún problema en asumir una derrota más temprana de lo habitual si eso le ayuda de cara a sus próximos retos. El Nadal del Mutua Madrid Open 2022 no fue el mejor, pero sí le puede ayudar a serlo en Roma o Roland Garros. Gracias por venir, Rafa.

Temas

En Opinión

    0
    comentarios