Menú

El Gobierno no justificó el paradero de 748 millones para comprar material sanitario a las CCAA en la pandemia

Así se desprende de numerosos documentos en poder de Libertad Digital obtenidos en los últimos meses por el Grupo Parlamentario Popular.

Así se desprende de numerosos documentos en poder de Libertad Digital obtenidos en los últimos meses por el Grupo Parlamentario Popular.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (i) conversa con e exministro de Sanidad, Salvador Illa. | EFE

El Gobierno de Pedro Sánchez no justificó el paradero de 748 millones de euros destinados supuestamente para comprar material sanitario a las Comunidades Autónomas al inicio de la pandemia del covid-19.

El entonces ministro de Sanidad Salvador Illa, mediante una Orden que fue objeto de diversas modificaciones posteriores, acordó el 5 de marzo de 2020 establecer el suministro centralizado por la Administración del Estado para el Sistema Nacional de Salud (SNS) de una serie de productos necesarios para la protección de la salud. Una semana más tarde, se aprobó el Real Decreto 7/2020 con el objetivo de acordar medidas urgentes para responder al impacto económico del covid-19. Dicho decreto incluía la tramitación de emergencia para la contratación de todo tipo de bienes o servicios que precisaran las entidades del sector público para hacer frente a la pandemia.

Numerosa documentación en poder de Libertad Digital, obtenida en los últimos meses por el Grupo Parlamentario Popular, revela que el Gobierno socialista aprobó un crédito extraordinario ampliable de 1.000 millones de euros para dotar de recursos a las CC.AA. tras centralizar la compra de material sanitario en el Ministerio de Sanidad de Illa.

Entre los documentos, a los que ha tenido acceso LD, figura el ‘Anteproyecto de Informe de Fiscalización del Tribunal de Cuentas’ remitido para alegaciones a la Junta de Extremadura en septiembre de 2021. Dicho documento ha podido ver la luz después de que el PP desalojara al socialista Guillermo Fernández Vara de la presidencia de la región tras las elecciones autonómicas de mayo de 2023.

El citado ‘Anteproyecto de Informe de Fiscalización del Tribunal de Cuentas’ refleja que los 1.000 millones de euros que gastó supuestamente el Gobierno para comprar mascarillas, gel hidroalcohólico, kits para pruebas de PCR, equipamiento de protección o guantes en plena pandemia, Sanidad sólo entregó material a las Comunidades Autónomas por valor de 256 millones. Es decir, el Ejecutivo dejó sin justificar el destino de 748 millones de euros.

"Debe resaltarse que el Ministerio realizó contratos o comprometió la adquisición de bienes por un valor de algo más de 1.000 millones de euros entre marzo y mayo, fundamentalmente en marzo (863,8 millones) y abril (130,9 millones), con unos plazos que en varios contratos fijaban la entrega por semanas con un máximo de 4 semanas o como mucho 60 días, si bien en algunos no se fijaba siquiera el plazo de entrega", apunta el dossier.

"No obstante, las entregas realizadas en los meses de mayor desabastecimiento fueron las siguientes: marzo 8,4 millones de euros, abril 54 millones, mayo 35,6 millones y junio 15,8 millones, esto es, un total de 113,8 millones de euros, lo que supone un 44,5% de los 256 millones entregados y un 11,4% de los 1.000 millones dotados para los gastos extraordinarios de las CC.AA", añade el documento.

"Destaca el hecho de que en diciembre se entregaran bienes por 93,3 millones de euros, lo que supone un 36,4% del total entregado en el año. Por tanto, como ya se ha identificado, no se cumplió en toda su extensión la finalidad para la que se dotó el fondo de 1.000 millones de euros del RD-L7/2020, ya que todos los recursos no han llegado, a las CC.AA., a pesar de haber transcurrido más de un año y medio desde su creación", concluye.

documento-del-tribunal-de-cuentas.jpg
'Anteproyecto de Informe de Fiscalización' de los contratos covid del Tribunal de Cuentas.

Salvador Illa fue ministro de Sanidad en el Ejecutivo de Sánchez sólo un año, entre enero de 2020 y enero de 2021. Posteriormente, se convirtió en el líder del PSC y candidato a la Generalidad de Cataluña. Illa fue sustituido por Carolina Darias al frente de Sanidad, cargo en el que la socialista canaria permaneció hasta marzo de 2023. En la actualidad, Darias es la alcaldesa de las Palmas de Gran Canaria.

Recordamos que en el denominado caso Koldo, la Audiencia Nacional, la Fiscalía Anticorrupción y la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) investigan contratos sobre compra de material sanitario por un valor total de unos 50 millones de euros.

Tapar el 1-O y los contratos del covid-19

Fuentes del Tribunal de Cuentas consultadas por este diario afirman que "el objetivo prioritario del Gobierno de Pedro Sánchez de renovar este tribunal era desmontar las responsabilidades contables derivadas del golpe de 1-O y tapar el escándalo de los contratos covid-19 para adquirir material sanitario durante la pandemia".

Tal y como publicó LD en noviembre de 2021, el Partido Popular "desactivó" el Tribunal de Cuentas tras conocer que iba a tumbar los avales presentados por la Generalidad de Cataluña para los golpistas acusados de malversación, en el marco del procedimiento abierto por el golpe del 1-O y su llamada "acción exterior".

Temas

En España

    0
    comentarios