Menú

De lo que Pedro Sánchez es capaz de pagar a los separatistas vascos

Se trata de uno de los más nauseabundos al tiempo que silenciados compromisos adoptados por Pedro Sánchez con tal de llegar a La Moncloa

0

Uno de los más nauseabundos al tiempo que silenciados compromisos adoptados por Pedro Sánchez con los separatistas vascos a cambio de que estos apoyaran la investidura del dirigente socialista como nuevo presidente del gobierno fue la de retirar el oportuno recurso presentado por el anterior Gobierno del PP ante el Tribunal Constitucional contra la llamada "ley de abusos policiales" aprobada por el parlamento vasco en 2016. Esta "ley", absolutamente contraria a Derecho, con la que los nacionalistas vascos pretenden tanto criminalizar a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado como reescribir la historia de lo que ha sido la lucha contra el terrorismo nacionalista en nuestro país, contempla, entre otras muchas barbaridades, la creación de una comisión de "expertos", naturalmente seleccionados por el gobierno vasco, con la potestad de conceder la condición de víctimas de excesos policiales a todo aquel que lo reclame sin que sea exigible condenas judiciales ni informes policiales que lo respalden.

Así las cosas, no es de extrañar que las Asociaciones de Víctimas del Terrorismo se pronunciaran desde el primer momento contra esta mal llamada ley y que, más recientemente, instaran al Gobierno, y muy especialmente al otrora juez y actual ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, a no ser "cómplice de un ataque el Estado de Derecho" con la retirada del recurso de inconstitucionalidad contra un bodrio con pretensión legislativa, muy similar, por cierto, a la "ley de abusos policiales" navarra que hace unos días tumbó el Tribunal Constitucional.

Consumada, sin embargo, la comprometida felonía por parte del gobierno socialista de retirar el mencionado recuso en el último Consejo de Ministros antes de las vacaciones veraniegas, ha tenido que ser el Sindicato Unificado de Policia el que anuncie, con el apoyo de las principales asociaciones de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, la Guardia Civil, la Asociación de Ertzainas, Familiares Víctimas del Terrorismo y Covite, una demanda ante el Tribunal Superior de Justicia del Pais Vasco para que, a su vez, eleve la cuestión al Tribunal Constitucional y este la declare contraria a nuestra Ley de leyes.

Además el sindicato estudia también emprender acciones legales contra el Gobierno socialista por un delito de prevaricación, "al retirar el recurso contra un precepto que consideran ilegal".

Se trata de una iniciativa sindical ciertamente con escasos precedentes pero que, a falta de gobierno y, por lo visto, de oposición, no cabe más que aplaudir en defensa de nuestro Estado de Derecho y de la dignidad y memoria de las víctimas del terrorismo y aun de las verdaderas pero muy escasas víctimas de los excesos policiales.

El gobierno socialista podrá encubrir su rastrero servilismo ante los nacionalistas alegando que la retirada del recurso va a unida al compromiso del PNV de introducir modificaciones a dicha ley; pero lo cierto es que dichas modificaciones no van orientadas sino acrecentar todavía más el oprobio contra nuestro Estado de Derecho y nuestras fuerzas policiales como ilustra el hecho de que van a ser los comunistas de Podemos y los proetarras de EH Bildu los que facilitarán la aprobación en el Parlamento Vasco de dichos cambios.

Se atribuye al rey francés Enrique IV la célebre frase de "Paris bien vale una misa". Esta visto, sin embargo, que Pedro Sánchez, con tal de alcanzar La Moncloa, ha sido capaz de algo peor que abrazar un credo religioso en el que no cree, como es debilitar nuestro Estado de Derecho para dar alas a quien quiere dinamitarlo tanto como mancillar la gloriosa memoria de lo que fue lucha policial contra el terrorismo nacionalista.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios