Menú
Pablo Molina

La austeridad nos hace menos burros

Los estudiantes españoles mejoran en comprensión lectora, para desazón de los dirigentes de Podemos.

Los estudiantes españoles mejoran en comprensión lectora, para desazón de los dirigentes de Podemos.
Pablo Iglesias | EFE

La educación española progresa adecuadamente, aunque a menor velocidad de lo que muchos queremos y nuestros hijos merecen. Por primer vez desde que los socialistas se encargaron del asunto educativo, España está en la media de la OCDE; pero no encarguemos aún el botellón y los fuegos artificiales para celebrar una fiesta a las puertas de cada instituto porque, aun con esta destacable mejoría, seguimos estando peor que otros países con una renta per cápita inferior.

Para la izquierda es una tragedia que España mejore justo cuando gobierna el PP y tras una política de austeridad que, a tenor de lo que han venido afirmando las mareas estudiantiles, las marejadas de papás progresistas y los tsunamis de liberados sindicales, iba a devastar hasta sus cimientos el sistema público educativo. No sólo no ha sido así, sino que los datos empíricos han demostrado nuevamente que el gasto público no es el elemento más importante para garantizar un adecuado rendimiento académico.

La austeridad siempre ha sido buena para los papás que pagamos impuestos. Ahora parece que también es benéfica para nuestros hijos adolescentes, que cada vez se desempeñan mejor en las pruebas que miden su madurez académica. Convendría que se hiciera hincapié en esta cuestión cuando se habla de educación pública, puesto que el presupuestario es el principal argumento que utiliza la izquierda en sus campañas propagandísticas.

Este último informe PISA acredita el buen desempeño de los estudiantes españoles especialmente en comprensión lectora, una buena noticia de la que los profesores de Letras –y especialmente los de filosofía, la asignatura que enseña (o debería) a pensar– pueden sentirse legítimamente orgullosos, tanto como preocupados los dirigentes podemier: sus futuros votantes potenciales parece que van a ser capaces de interpretar adecuadamente un programa electoral.

Temas

En Opinión

    0
    comentarios