Menú

Diez consejos para viajar con niños

0
Las vacaciones de las que les he venido hablando (aquí y aquí) me hicieron pensar que hay algunas cosas que no tenemos en cuenta a la hora de hacer viajes con nuestros niños; así, la primera vez que nos aventuremos con los pequeños más allá del pueblo de los abuelos y similares destinos "accesibles" podemos llevarnos alguna sorpresa, y ya se sabe que cuando viajamos las sorpresas no siempre son agradables.

Para que no tengan ustedes imprevistos (o al menos para evitar alguno de ellos) si van a pasar unos días con sus niños por esos mundos de Dios voy a darles algunos consejos fruto de mi experiencia personal y algún otro que he recopilado o perfilado navegando por ahí.

Obviamente, esto sólo son algunas ideas, no pretende ser una guía exhaustiva ni voy a entrar en todo lo referente a la "maleta" de cosas necesarias para el churumbel, porque eso lo sabe mejor la madre y el padre de cada niño que yo mismo.

Bueno, vamos allá:

1. Para viajar en avión, incluso en vuelos dentro de España, es necesario que sus niños tengan algún tipo de documentación con fotografía (es decir, DNI o Pasaporte) que certifique su identidad. Excepcionalmente puede servirles el Libro de Familia, pero eso dependerá de la compañía con la que vuelen y yo no me arriesgaría.

Esta norma aparece en las condiciones de compra de sus billetes si los adquiere por internet (y supongo que en las agencias de viajes advertirán de ello) pero si usted nunca lee todos esos textos aburridos (como hacemos tantos, a pesar de lo poco recomendable que es esa desidia) podría tener un problema; más todavía teniendo en cuenta que hoy por hoy sacar un DNI o un Pasaporte no es tarea fácil.

Por supuesto, para desplazamientos por Europa en otros métodos de transporte como tren o barco también puede ser necesario que el niño vaya convenientemente identificado.

2. Tenga en cuenta que un niño (sobre todo los más pequeños) nos retrasará en cualquier actividad que emprendamos, así que planifique su viaje con cuidado y dándose tiempo si quiere que su planificación se cumpla. Por lo demás, cárguese de paciencia, aunque supongo que eso ya lo hace en casa :-).

3. Los viajes programados no están pensados para los niños, ni ellos ni usted ni el resto de los viajeros tienen por qué sufrir una situación en la que el pequeño está con unos desconocidos haciendo cosas que no le gustan o viendo sitios que no siempre le interesan. Es mejor viajar sólos o en familia.

4. Algunos hoteles están pensados para viajar con la familia y, por tanto, para cubrir las necesidades de los niños. Infórmese de si allí donde piensa pasar sus vacaciones puede encontrar uno. Aunque seguro que hay más, en esta página puede consultar un listado de "hoteles familiares". Incluso hay hoteles especialmente pensados para los peques.

5. Del mismo modo, aquellas alternativas de viaje que le permitan reproducir en parte el ambiente y las rutinas de su casa pueden ser una buena idea: apartamentos, aparthoteles o casas rurales estarían en esta categoría.

6. Los buffets libres y los autoservicios son una alternativa muy interesante a la hora de dar de comer a un niño: variedad, muchos platos para elegir, la posibilidad de ver lo que vamos a pedir... No deje de valorarlos como opción.

7. Para los más pequeños siempre es útil viajar con su cochecito en el que puedan descansar o incluso dormir, aunque pueda resultar difícil llevarlo. Si es imposible o para otro tipo de excursiones también podemos usar las mochilas portabebés. Esperemos que en un futuro empresas de alquiler de material para bebés como Babytravelling nos faciliten disponer de estas cosas cuando estemos lejos de casa.

8. Tenga en cuenta que será difícil que a sus niños les guste tanto como a usted ese maravilloso paisaje y que tampoco es fácil para ellos leer una revista o ver la película que echan en el avión, así que hay que tenerles entretenidos de alguna manera: no olvide llevar siempre alguno de sus juguetes preferidos.

9. Viajando con toda la familia y con niños es más difícil adaptarse a cualquier inconveniente o cambio, por lo que es recomendable que planifique su viaje con más tiempo y también haga sus reservas con antelación suficiente, especialmente si va a utilizar un medio de transporte público: así sus asientos serán contiguos.

10. Recuerde avisar antes de llegar a hoteles o restaurantes que va con un niño y de las necesidades especiales que esto supone: tronas, cunas de viaje, así podrá estar seguro de que todo está preparado a su llegada, ya sabe que para los niños no suele ser fácil esperar.

Pueden encontrar más consejos e información interesante en estas webs:

Viajar en familia.
Babyviajes.
Ciberpadres.

¡Y no dejen de dar sus ideas en los comentarios!
0
comentarios

Herramientas