Menú

"La otra vida": Federico se orienta

22

Que se nos pone japonés, o sea; para hablarnos contenido, íntimo, poeta, de su vida pedernal, nieve y Orihuela, y "de la mañana fresca, recién levantada" allá en Deyá.

Pasen y escuchen, vean, lean.
 


Antes de La otra vida hablamos a modo de la muerte; de la de Iván Ilich y de la de Tessa, incluso de la de la China que mató Mao. Y luego pusimos rumbo Hacia otro verano.

Vara y Borges ("De cabecera") y la Historia de las mujeres filósofas del señor que por fortuna no tiene segundo apellido ("A los leones") completan el menú de la casa en este día tan especial, seguro que sí.

Bon profit!

***

Cabe preguntarse qué buscan los lectores en crímenes, ruinas, catástrofes, negocios, idilios, coronaciones, éxodos, bodas, guerras y otros acontecimientos aparentemente ajenos a sus vidas. Pensemos en el lector común de novelas. ¿Qué relación tiene su vida con los entes de ficción?: la sospecha de que en ellos, por irreales que parezcan, se esconde una verdad que no podrían descubrir de otro modo.

Andrés Trapiello, Los confines, p. 9.

***

Lecturas: La actitud conservadora de Oakeshott, la Burocracia de Mises, La ética de la redistribución de Jouvenel.

22
comentarios
1 Oswald, día

Querido tío y tocayo: Un acierto la reseña de un clásico. Propongo humildemente que todas las semanas comentéis una obra de un autor nacido antes de 1900, pensando en quienes, por aquello de ars longa vita brevis, hemos decidido prescindir de los contemporáneos (entre los que abunda la paja y escasea el grano) y centrarnos en los antiguos. Cada loco con su tema: yo soy de los que cree que la cultura occidental estiró la pata en 1945 y la remataron en 1968, así que es más difícil verme con una novela de los últimos 30 años en las manos que a Pepiño Blanco con un libro en las suyas. Ya sé que me pierdo algunas joyas, pero antes de empezar con Lucía Etxebarría tengo que terminar con Galdós. No mencionaste un detalle del argumento de La muerte de Ivan Illich que en la novela refuerza ese sentimiento de extrañeza que, como bien decías, todos albergamos hacia la Parca: lo que termina llevando bajo tierra al protagonista es un absurdo y en principio insignificante accidente doméstico, circunstancia que acentúa la angustia del personaje y del lector. Salvo por el nombre, no creo que Tolstoi sea el león de las letras rusas. A veces le pierde el sermomeo pedante (Resurrección, La sonata a Kreutzer), a veces una excesiva frialdad o sosería (Anna Karenina). Donde esté don Fedor... Si me lo permites, te voy a recomendar dos pequeñas grandes novelas rusas, por si no las has leído. De Dostoyevsky, Memorias del subsuelo: combina la típica insania dostoyevskyana y el humor en una explosiva mezcla; y de Ivan Turgueniev, la estupenda El rey Lear de la estepa. PS: a ver si no faltamos, que yo no le he faltado a nadie. Además, de haber sabido que Monsieur Menage fue un sabio del gran siglo barroco, me habría ahorrado, por respeto, el "rijoso" comentario. Por cierto, en el breve artículo de la wikipedia francesa sobre G. Menage (que fue parodiado por Moliere en su comedia Las mujeres sabias) no se menciona a "Las mujeres filósofas" entre sus obras. Rijosos saludos.

2 Goyo, día

Hola tío Mario (y Victor y Carmen). Ya me he leído el libro de Hayek sobre el liberalismo verdadero y el falso. Está muy bien y me ha gustado mucho. Es corto (aunque denso) pero trata muchos conceptos y muy interesantes. De todas formas no contradice nada de lo que dije sobre que el socialismo utiliza las emociones para transmitir su mensaje y para ello ha fusilado la Biblia. En el libro de Hayek se explica cómo deberían ser las cosas, pero el hecho es que todavía no son así. A la hora de transmitir el mensaje sigo pensando que los socialistas se dirigen a las emociones de la gente (de los que no les interesa la política ni se van a leer los libros de Hayek) y eso no se puede contrarrestar solamente con razonamientos. Los razonamientos valen para una parte de la población, pero hay otra parte muy importante que es la que el socialismo dirige mediante las emociones. Un saludo.

3 Justivir, día

(I) Como siempre mis felicitaciones por el programa de ayer. Como sabéis que siempre me permito alguna censura, me extrañó que ayer no apareciese la sección “Se lee cada cosa”. A lo mejor fue cuando tuve que ir a apagar la luz de la habitación de uno de los niños. Si lo que ocurre es que no os mandamos sugerencias para rellenar esa sección, decidlo, que de los periódicos gratuitos mañaneros se pueden sacar “perlas” a manos llenas. Hace unos días comentaba aquí que pretendía leer “La honorable sociedad” de Norman Lewis. Una vez terminado me dio por continuar en los bajos fondos y empecé con ’Ndragheta, de Francesco Forgione. Se trata de un ensayo escrito por un diputado italiano que participó en la comisión parlamentaria para el estudio de las mafias y que - uno de tantos - tiene que vivir ahora bajo escolta policial. Quizá su estilo sea abstruso y funcionarial, carente de un hilo narrativo entretenido, pero como documento de denuncia es muy efectivo. En ocasiones aburre porque parece un informe policial cuajado de citas de sumarios y actas parlamentarias. No tan ameno como el libro de Lewis, que, como buen anglosajón se pinta solo para convertir su denuncia en un libro de viajes y costumbres. Viene a cuento todo esto por la impagable recomendación de “Burocracia”, de Mises, que Don Mario (¿a qué llamarle tito?) nos hace. ’Ndragheta, aunque escrita por un excomunista, o por un sandía, o por un rojeras mediopensionista - o precisamente por ello - viene a remachar cuanto Mises sostiene. Las burocracias elefantiásicas, los aparatos estatales hipertrofiados son las pieles enfermas en las que anidan y se incuban los huevos de la ’Ndragheta, las ’ndrine. Las unidades especializadas de corrupción y explotación criminales.

4 Justivir, día

(y II) ... Acaparación fraudulenta de subvenciones, facturación a la Administración por productos y servicios no prestados o prestados con ínfima calidad, designación de “afiliados” para puestos bien remunerados, quebranto de los criterios de adjudicación, robo sistemático... No busquemos gangsters de Chicago ni Tommy Guns sino probos trabajadores del chanchullo y la expropiación de recursos públicos, organizados en pequeñas business units, dispersas y difícilmente aprehensibles. La mafia líquida. Y ahora yo (me/os) pregunto, ¿este libro sólo habla de Calabria o también de alguna Administración española?, ¿cuáles son nuestras ‘ndrine patrias? La respuesta, en el texto de Mises.

5 Oswald, día

Goyo, con todo respeto (qué mafioso me ha quedado) pero sin contemplaciones: Dice usted:"En el libro de Hayek se explica cómo deberían ser las cosas, pero el hecho es que todavía no son así"...¿todavía?, ¿y cuándo van a ser así?, ¿en el siglo XXII o en el XXXII o en el 841? ¿Cuándo va a surgir entre las masas una mayoría formada por esos utópicos hombres racionales, honrados y defensores activos e incansables de la libertad, la justicia y el buen gobierno, soñados por el liberalismo? Esa es mi continua y moscacojoneril crítica al liberalismo: una doctrina que se puede resumir en la frase "qué maravilloso sería todo...si todo fuera maravilloso" queda muy bien en los libros, pero mientras tanto en la vida real se llevan el gato al agua los movimientos políticos que apelan a los sentimientos, a los intereses egoístas y a los sectarios simplismos ideológicos del hombre común, del hombre real. El liberalismo es una utopía (un "frikismo" diría don Víctor), sobre todo el democrático, cuyo triunfo requiere una mayoría social de liberales auténticos y coherentes (no sólo en la teoría sino, lo que es mucho más importante, en la práctica) que no va a existir nunca. Quizá por ser consciente de ello Hayek, en un ataque de realismo contrario a la pureza ideológica liberal, apoyó la dictadura de Pinochet. Con perdón.

6 jlh, día

Como bien dice Justivir, nos dejasteis sin “Se lee cada cosa”. ¿Acaso no pensasteis en la enorme desazón que ellos produciría a tantas y tantas personas de bien? Mientras la multitud de fans pedimos más tiempo de programa, vosotros nos quitáis una sección ¿Se puede concebir mayor crueldad? En fin, haré lo único que puedo hacer: pedir que no nos la quitéis más. Sobre lo que se habla en este blog de alargar el programa, quiero proponer algo: que hagáis un programa diario de 3 ó 4 minutos hablando sobre un solo libro, un día Víctor y otro Mario, y lo pongáis un par de veces al día (antes de cada telediario, por ejemplo). La idea no sólo no es original, sino que es un plagio de lo que hace ahora Don César, pero creo que estaría bien. Bueno, y el programa tan bueno como siempre. Me encantó ver a Don Federico no hablando de política. Y me volvió a impresionar cuanto sabe de temas que no son política. Es tremendo. Sobre la muerte, el tema con el que empezasteis, me gusta mucho una frase que pone Lorenzo Silva en el Alquimista Impaciente: “vive más el que menos teme morir” . En el libro lo dice una chica refiriéndose a los árboles, pero yo creo que es también aplicable a los humanos. Por eso no me gustan los libros que alimentan los temores, como parece que hace el de Iván Ilich (digo parece porque no me lo he leído, así que no puedo afirmar nada al respecto). Y me uno a la petición de Oswald de que habléis de libros no contemporáneos. No sólo de autores de antes de 1900, que también, sino de libros de hace 5 años, ó 10, o best sellers de hace algunos años. Esto me gustaría mucho: que dieseis vuestra opinión sobre best sellers de esos que ha leído media España, como Los Pilares de la Tierra, El Médico, y libros así. Los que he leído no me han gustado mucho, en general, porque me parecen entretenidos, pero muy poco profundos, pero me gustaría saber la opinión de expertos como vosotros.

7 Goyo, día

Oswald, yo pienso que el único sistema que no es utópico es precisamente el liberalismo porque está basado en la forma de ser real del ser humano. El liberalismo no se basa en que que haya muchos hombres perfectos como tú dices, sino en todo lo contrario. La base del liberalismo es que el hombre es imperfecto (resumiendo mucho) y por eso propone las mejores reglas para que "los malos" puedan hacer el menor daño posible a los demás. Te recomiendo que te leas este libro de Hayek porque verás que estás equivocado en lo que dices sobre lo que piensa el liberalismo. Utópico es el socialismo,por ejmplo, porque sus bases son totalmente irreales. El socialismo sí que parte de la base de que todo el mundos es bueno, hay gente muy buena que lo sabe todo y que debe dirigir nuestra vida mejor que nosotros mismos, etc. Que una cosa no se haya aplicado hasta ahora no quiere decir que sea utópica. Son conceptos distintos. El socialismo se ha aplicado de forma pura y no por eso deja de ser utópico, ya que demostró ser un fracaso total y una teoría irrealizable, por mucho que se haya intentado y se siga intentando aplicarla. Lo único que digo es que habría que mejorar las estrategias de comunicación.

8 Oswald, día

Goyo, hay una contradicción en lo que dices: si el hombre es malo no hará buenas reglas y en el caso de las haga no las aplicará o las aplicará torcidamente. Luego sigo.

9 Goyo, día

Oswald, no hay contradicción. El hombre no es malo (no todos) sino imperfecto. Por eso hay que hacer reglas para que los malos (que no son todos) tengan el menor poder posible.

10 Oswald, día

Goyo: Sustituir "malo" por "imperfecto" no cambia nada. Insisto: sin una mayoría ciudadana teórica y prácticamente liberal una sociedad liberal es una quimera. Y a causa de los apasionamientos ideológicos, del egoísmo (¿cómo va a ser liberal un subvencionado?) y de la pasividad (por miedo, por pereza o por ambos), vicios comunes a la mayor parte de los hombres, esa mayoría social liberal es otra quimera.

11 Justivir, día

Me uno al rosario de interesantes sugerencias que jlh nos hace en el post nº 6 y me permito una más: recomendar al menos un libro que sea fácilmente localizable en formato “de bolsillo”. Los libros recién publicados no suelen bajar de los 20 euros y lo más frecuente es que anden entre los 19 y los 25. Sin negar el derecho de sus autores a que se remuneren su trabajo e ideas, comprar siempre a esos precios no deja de ser un palo al bolsillo de cualquier probo ciudadano, seguramente víctima de la crisis. Yo muchas veces prefiero esperar a que se publique la versión de bolsillo para comprar el mismo libro por 8 ó 9 euros. Mi sugerencia sería presentar un libro y al final decirnos: “este libro se puede adquirir en su formato de bolsillo al > precio de ... euros”

12 Goyo, día

Oswald, cambiar "imperfecto" por "malo" lo cambia todo. Una cosa es aceptar que no se es perfecto y buscar la mejor forma de organizarse y otra querer hacer las cosas mal aposta. Insisto en que leas este libro de Hayek. Explica todas tus dudas pero no se puede resumir en un post. Contenmpla la peereza, el egoísmo, etc. ¿Qué sistemas crees tú que es menos utópico que el liberalismo?. Y no me vale el actual con una corrupción disparatada, unas pensiones que son una estafa piramidal, etc. Que aún no haya estallado no quiere decir que no sea utópico. Según eso saltar por la ventana desde el piso 20 y no morir no sería una utopía cuando todavía vas cayendo a la altura del piso 1. Un saludo.

13 Goyo, día

Por otro lado, Mario y Victor, el otro día se me ocurrió algo sobre los derechos de autor de los músicos que no he oído comentar en ningún sitio. Los músicos hacen videos musicales. Y en esos videos musicales salen edificios, coches, todo tipo de objetos (gafas, ropa, mesas, sillas, ...). ¿Pagan los músicos derechos de autor a los diseñadores y propietarios de todos esos edificios, coches, viviendas, esculturas, gafas, ropa, muebles, etc.?. Incluso los paisajes naturales o calles que muestran en los videos no son propiedad de los músicos sino de ayuntamiento, estados, etc. ¿Cuánto pagan a las administraciones públicas por utilizar la imagen de playas, montañas, avenidas, etc.? No creo que fuera igual de atractivo un video con el careto de Ramoncín o Sabina en primer plano durante 4 minutos que otro en el que sale un edificio bonito, un Porsche, una playa, etc. Es evidente que utilizar todas esas imágenes les reporta beneficios económicos y no pagan 1 céntimo por ello a nadie. Un saludo.

14 Oswald, día

Goyo: el actual sistema, que no puede ser utópico porque existe, es una basura. Lo es por la ausencia de esa mayoría cívica, sensata y honrada a la que me refería. Y lo es también porque, a la inexistencia de esa mayoría, la democracia añade el poder de la mayoría incívica, insensata y sectaria. Insisto: como creo que es dificilmente compatible con la naturaleza humana la existencia de esa mayoría virtuosa, sólo encuentro un sistema que sería casi tan idílico como una democracia liberal digna de tal nombre pero que, por contra, tiene la ventaja de ser, en mi opinión, bastante menos utópico: una dictadura liberal. Vuelvo a recordar que Hayek (liberal no fundamentalista) apoyó a Pinochet. Sé que el acceso al poder por una minoría dictatorial virtuosa (que además mejore a la masa con su ejemplo) es también un sueño utópico, pero creo que lo es mucho menos que el de esa mayoría de buenos ciudadanos que la democracia liberal requiere para funcionar. Pero claro, la dictadura liberal no es un sistema perfectamente liberal, pues es anti-liberal en lo político. Y para los liberales fundamentalistas todo lo que no respete la pureza del dogma es un horror. Por lo visto no conocen aquello, tan sabio, de que lo mejor es enemigo de lo bueno.

15 Goyo, día

Oswald, entonces según tú el comunismo no es utópico porque ha existido y sigue existiendo (Cuba, Corea del Norte, etc.). Cualquier cosa puede existir durante un tiempo, pero si no es mantenible no deja de ser utópico. Valga el ejemplo de tirarse desde el piso 20 otra vez. Que todos vivamos sin trabajar es utópico. Aunque durante unas horas o unos días podríamos aguantar sin trabajar nadie ni que se extinguiera la raza humana. Durante esas horas o días todos estaríamos realmente "viviendo sin trabajar" porque estaríamos vivos físicamente y no trabajaríamos. En ese espacio de tiempo existiría el sistema de "vivir todos sin trabajar" pero seguiría siendo una utopía porque no es mantenible en el tiempo. Lo mismo sucede con el sistema actual (Estado de Bienestar con la consiguiente corrupción a raudales). Que no haya estallado todavía no hace que deje de ser una utopía. Lo de la minoría muy lista que nos dirija a todos es la base del socialismo y acaba como acaba. Eso tambien es una utopía. Un saludo.

16 Oswald, día

De acuerdo, Goyo, esto también es una utopía porque es insostenible económicamente. Sólo quería decir que "utópico" significa inexistente, y que como nuestro actual sistema existe no es utópico...era un simple juego etimológico. Las dictaduras socialistas no fracasan por ser dictaduras, sino por ser socialistas. Ahora explícame cómo puede funcionar una democracia liberal en un país donde los demócratas liberales (no sólo de boquilla, sino, lo que es más importante, en la práctica) son una minoría.

17 Oswald, día

Y sí, ya sé que la dictadura oligárquica y aristocrática que defiendo es una utopía, yo mismo lo he reconocido antes. Sólo digo que es menos utópica que el de las masas liberales, cívicas, sensatas y activas en la defensa de la libertad y la justicia.

18 jlh, día

Hoy un héroe ha sido asesinado. Decidió dedicar su vida a proteger a España y a los Españoles, en la primera línea de la lucha contra el terrorismo socialista. Sabía los riesgos que asumía, y que muy poca gente se lo agradecería. Pero decidió hacerlo. Y lo hizo durante años. Hoy ha sido asesinado, por unos seres cuya vida no vale nada comparada con la vida de este héroe. Espero que esto no quede así y esos seres paguen por lo que han hecho. Pero que paguen de verdad por ello, no que pasen una temporada en una cómoda cárcel. Toda mi gratitud hacia él. Y todo mi apoyo a la familia. Y toda mi repugnancia a los asesinos y a quienes les financia y les apoyan, a los cuales les deseo la muerte más dolorosa y lenta posible. HOMENAJE A LOS QUE DIERON SU VIDA POR ESPAÑA La muerte no es el final Cuando la pena nos alcanza, por un hermano perdido. Cuando el adiós dolorido, busca en la fe su esperanza. En tu palabra confiamos con la certeza que Tú: ya le has devuelto a la vida, ya le has llevado a la luz. Ya le has devuelto a la vida, ya le has llevado a la luz Lo demandó el honor y obedecieron, lo requirió el deber y lo acataron; con su sangre la empresa rubicaron con su esfuerzo la Patria engrandecieron. Fueron grandes y fuertes, porque fueron fieles al juramento que empeñaron. Por eso como valientes lucharon, y como héroes murieron. Por la Patria morir fue su destino, querer a España su pasión eterna, servir en los Ejércitos su vocación y sino. No quisieron servir a otra Bandera, no quisieron andar otro camino, no supieron morir de otra manera. HONOR Y GLORIA A LOS QUE DIERON SU VIDA POR LA PATRIA

19 Goyo, día

Me adhiero al comentario de jlh. Oswald, utópico e inexistente son 2 cosas distintas auque te empeñes en confundirlas. El liberalismo puede funcionar porque es el sistema más lógico y natural. La gente que lo conoce reconoce que es la mejor forma de organizarse. Llegará a funcionar cuando lo conozca la mayor parte de la población porque el liberalismo a quien más beneficia es a los más pobres, los más necesitados, los menos preparados, etc. Los más listos y ricos no necesitan el liberalismo. El liberalismo es lo mejor para todo el mundo (menos los 4 sinvergüenzas que nos saquean a través de los impuestos). Por eso triunfará, porque es lo lógico, lo natural y lo que dicta el sentido común. Un saludo.

20 Oswald, día

Vale, Goyo, el liberalismo triunfará y Scarlet Johanson se enamorará locamente de mí un día de estos. Espere sentado. Por cierto, siento darle un disgusto: los Reyes Magos son los padres.

21 Goyo, día

Oswald, la prueba de lo que digo es que se te han acabado los argumentos. Un saludo.

22 Justivir, día

Amigos, os exhorto a revitalizar el blog con un nuevo post referido al programa de anoche. Si me permitís una sugerencia, ponednos como cebo el librejo de Cebrián. Seguro que superamos los veinte comentarios.

Herramientas