Menú

La consagración de Márquez

0

Sin duda este año marcará un antes y un después en la carrera deportiva de Marc Márquez. Con medio título en el bolsillo el piloto de Honda ha aprendido a no ganar siempre e incluso a dejarse ganar por una cuestión matemática, mejor puntuar que arriesgarte y caer. No partía con la mejor moto ya que tras los entrenamientos de pretemporada las Yamahas parecían estar un paso por delante y más adaptadas a los nuevos neumáticos Michelin. Pero la paciencia, el ir pasito a pasito, en este caso, carrera a carrera le va a la valer, salvo catástrofe, un Mundial. Sin duda es un gran paso para Marc que este año ha hecho un trabajo inmenso aunque no tan espectacular, por lo vistoso, como el que nos enseñó a lo largo de los dos años en que ganó el Mundial. Un trabajo frío en la pista y con sus adversarios y resolutivo con los problemas en el box. Seguramente no será el año en que gane más carreras pero que Márquez haya aprendido a parar, a contenerse, a pensar en el Mundial, más allá del orgullo, le termina por formar como gran figura de este deporte. Ha tenido de donde aprender, el pasado año las caídas, debido a los problema de inestabilidad de la moto y querer estar más arriba que lo que la Honda le podía permitir, le privaron de luchar con Jorge y Valentino por el título al final de la temporada. Esta vez Márquez ha sido muy consciente de la moto que tenía para la temporada y también de la meteorología que les ha acompañado. La lluvia ha borrado de las quinielas a Jorge Lorenzo y eso ha ayudado y mucho.

La paciencia y el buen hacer demostrado esta temporada en muchas carreras, en las cuales apretaba rabioso los dientes por quedarse fuera del podio, han tenido su recompensa este fin de semana en Aragón donde la victoria suena y huele a título Mundial a menos de cuatro carreras para llegar a la traca final de Valencia.

Ya lo dijimos en una anterior entrada del blog, la regularidad sería la campeona este año y en esta ocasión el que siempre ha estado ahí ha sido Márquez. Ahora, con más de 50 puntos sobre su inmediato perseguidor, Valentino Rossi le valdría con seguir apretando los dientes en la gira asiática, no dejar que sus enemigo se escaparan demasiado para permitirse luchar con todo frente a los suyos en Cheste ¡La mejor de las fiestas!

Ni un pero para Márquez, que incluso fuera de los circuitos está siendo mucho más inteligente que Lorenzo al no entrar al trapo en las ruedas de prensa, rebajar el tono y concentrarse en uno mismo. Bravo por Márquez porque está dando toda una lección de deportividad y competitividad, uno se siento orgulloso de tener en su país pilotos así.

 

 

Herramientas